18 de Noviembre de 2018

Yucatán

La granja porcícola PAPO no contamina el medio ambiente: diputados

Tras un recorrido por la empresa porcícola, legisladores yucatecos señalan que no se contamina el medio ambiente y además sienta un precedente de innovación en México.

Sistema de tres etapas saneará el vital líquido hasta que recupere sus propiedades de pureza.
Sistema de tres etapas saneará el vital líquido hasta que recupere sus propiedades de pureza.
Compartir en Facebook La granja porcícola PAPO no contamina el medio ambiente: diputadosCompartir en Twiiter La granja porcícola PAPO no contamina el medio ambiente: diputados

Israel Cárdenas/Milenio Novedades
MÉRIDA, Yucatán.- La empresa Producción Alimentaria y Porcícola (PAPO) no contamina el medio ambiente y además sienta un precedente no solo en Yucatán sino en todo México, afirmaron ayer integrantes de la Comisión Especial Plural de Carácter Temporal para el seguimiento a la problemática existente entre una granja porcícola y algunos habitantes del municipio de Homún.

Ayer, durante un recorrido por las instalaciones de la granja porcícola, en el que participaron especialistas en materia ambiental de la Universidad Autónoma de Yucatán (Uady) y el Instituto Tecnológico de Mérida (ITM) y la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), la diputada local y presidenta de la citada Comisión Especial, Silvia América López Escoffié, afirmó que “nos parece que esta granja sienta un precedente para todo México. Desde mi punto de vista, está en un proceso de inauguración en el que falta por complementar una tercera parte, pero porque no ha llegado a los tiempos; de hecho, está en inicio de operaciones, y lo que podemos ver hoy (por ayer), pues es innovador totalmente, no solo para la Península sino para todo México”.

Por su parte, el presidente de la Comisión Permanente de Medio Ambiente del Congreso del Estado, Harry Gerardo Rodríguez Botello Fierro, declaró que los directivos de la granja porcícola PAPO cumplen las disposiciones para el cuidado ambiental y aplican los mecanismos correctos, lo cual la convierte en una empresa única en México.

“Es una granja única a nivel nacional. Para que el agua se limpie son ocho pasos que tiene, ahora el funcionamiento, en lo que se acaba de percibir, es bueno. Hay que esperar a que se llene para ver si realmente funcionará al cien por ciento, como mencionan, pero hoy (por ayer) de las impresiones que tenemos es que todo es positivo”, declaró el legislador por el Partido Verde Ecologista de México (PVEM).

En el recorrido por la granja porcícola ubicada a 10 kilómetros de la zona urbana de Homún estuvo presente el tesorero del consejo de administración de la empresa PAPO, Ricardo Díaz Montes de Oca, quien dio explicaciones técnicas del funcionamiento de la planta, también asistieron presentes la vicepresidenta de la Comisión Especial, Karla Franco Blanco, y los secretarios, Miguel Rodríguez Baqueiro y Leticia Euán Mis; asimismo, los investigadores de la Uady, Diana Cabañas Vargas y Wilberth Trejo Lizama; el especialista del ITM, Jorge Rubio Piña, y las investigadoras de la UNAM, Mariana Álvarez Añorve y María Arena Ortiz.

La diputada por Movimiento Ciudadano, Silvia López, adelantó que el próximo lunes 12 de noviembre sesionará de nueva cuenta la comisión que encabeza para definir una postura legislativa derivada del análisis del caso Homún.

“En la próxima reunión también debemos determinar dos caminos, uno es el legislativo, que es el que nos corresponde, hacer la regulación, si es que la tenemos que hacer para mejorar los procesos en cuanto a la contaminación del agua que habría mucho qué hacer, ya que todos contaminamos en nuestras casas, la contaminación del agua es hasta cierto punto natural, y el otro cómo deberán las ciudades y las poblaciones ir poniendo de su parte para no seguir contaminando”, indicó. 

Proceso innovador

La granja porcícola PAPO utiliza procesos únicos en México. Los directivos han mostrado cómo funciona y están en lo correcto, declaró el diputado local por el PVEM y presidente de la Comisión de Medio Ambiente del Congreso local, Harry Botello Fierro.

Es muy satisfactorio el que vengan expertos con nosotros, más que satisfactorio sería la palabra, una información muy adecuada para que la comisión tenga la herramientas necesarias para continuar con los trabajos, declaró la diputada local y presidenta de la Comisión Especial, Silvia López Escoffié, respecto de la granja porcícola PAPO.

“Desde mi punto de vista, la granja cumple. Lo que pudimos ver es innovador, no solo para la Península, sino para México, agregó la legisladora por el Partido Movimiento Ciudadano.

Ponen el ejemplo en tratamiento de aguas residuales

Yucatán marca un precedente a nivel nacional en el tratamiento de aguas residuales derivadas de las granjas porcícolas, al establecer un sistema de tres etapas que saneará el vital líquido hasta que recupere sus propiedades de pureza.

La directora de la empresa Tecnología Altamira, Mónica Guagnelli Martín, que proporcionó el sistema de tratamiento de aguas residuales a la empresa Producción Alimentaria y Porcícola (PAPO), ubicada en el municipio de Homún, explicó que ya están en marcha dos de las tres etapas del proceso de limpieza del agua, luego de que la granja iniciara operaciones a finales de septiembre.

En este sentido, se informó que la granja porcícola no tendrá descarga de agua, y que en este momento tiene cerca de 30 mil cerdos pequeños, con edad entre ocho y 10 semanas.

Mónica Guagnelli agregó que los cerdos reciben alimentos balanceados a base de soya, trigo y complementos alimenticios que permitirá tener animales sanos.

Mencionó que el proceso consta de tres etapas y comienza con el pretratamiento, luego el tratamiento secundario, el cual contará con desnitrificación, del cual carecen la mayoría de las plantas, este proceso convierte el nitrógeno de la pipí en nitrógeno que se va al ambiente. Y la tercera etapa es la sedimentación, clarificación y desinfección.

“El agua de aquí (granja porcícola) saldrá sin coliformes, nada, cero coliformes, cero huevos de helminto (parásito), todo está supercuidado”, indicó.

En este sentido, Guagnelli Martín explicó que el proceso de tratamiento de aguas residuales durará un promedio de 70 días.

“El proceso es cero descarga, es lo mejor; esto (la granja) dará mucha fuente de empleo y renombre a Homún, porque será la primera planta que tratará el ciento por ciento las aguas, que no generará contaminantes al ambiente, ni al suelo ni a ninguna parte. Si vienen científicos, ingenieros, dueños de otras granjas a ver cómo funciona, eso traerá turistas a Homún”, consideró. 

Revelan que la granja Papo será la primera planta que tratará al ciento por ciento las aguas, que no generará contaminantes al ambiente, ni al suelo ni a ninguna parte.

Censo

  • La granja porcícola PAPO informó que en este momento realiza un censo de los cerdos que atiende, lo cual implica un marcaje para la aplicación de tratamientos.
  • La capacidad de la granja es de cerca de 40 mil ejemplares, y en este momento tienen cerca de 30 mil cerdos pequeños.

Con biodigestores reducen la contaminación del agua

El investigador de la Universidad Autónoma de Yucatán (Uady), Wilberth Trejo Lizama, reveló que en Yucatán operan 108 biodigestores para reducir la contaminación del agua, sistema que ha tenido un gran impulso en los últimos seis años.

El académico impartió ayer la plática “Manejo eficiente de residuos agropecuarios y la eficiencia del funcionamiento de biodigestores”, de gran y pequeña escala, para disminuir la contaminación del agua, ante diputados integrantes de la Comisión Especial Plural Temporal, para el seguimiento a la problemática existente entre una granja porcícola y algunos habitantes de Homún, a través de una mesa de diálogo, integrada por legisladores del Congreso del Estado.

Explicó que tras un estudio se han identificado que en esta entidad 108 biodigestores instalados, lo que permite reducir la contaminación del agua.

Trejo Lizama expuso que levantó un estudio en las granjas porcícolas ubicadas en la entidad para verificar el funcionamiento de los biodigestores, de los cuales hace una década no había con estos procesos en las plantas criadoras de cerdos.

Mónica Guagnelli explicó el sistema de tratamiento de aguas residuales.

Detalló que de 2012 a la fecha se nota un cambio en el funcionamiento de las granjas porcícolas al incluir estos elementos.

“Estos procesos se realizan no solo en las granjas grandes, sino también en las pequeñas, y en las producciones de traspatio. Los residuos orgánicos en las ciudades pueden entrar a tratamiento y generar productos para retornar con materiales”, explicó.

El investigador precisó que los parámetros ambientales del proceso de biodigestión son la temperatura, los sólidos naturales, los nutrientes y los tóxicos.

“En el caso de Yucatán tenemos un manejo de limpieza que requiere de 27 litros de agua por día, lo que genera un sistema residual, para ello es necesario saber el tamaño de la granja y el número de animales que tienen”, mencionó.

Wilberth Trejo expuso que desde la década de los 90 el manejo de los residuos en las granjas porcícolas se considera un asunto que atender en esta entidad, lo cual no solo es para el agua, sino también para el aire. 

Apoyo al empleo

  • Un numeroso grupo de habitantes de Homún manifestó ayer con pancartas (previo y posterior al recorrido de los legisladores) su apoyo para la operación de la planta porcícola, porque consideran que es un detonante de empleo. 
Un grupo de habitantes de Homún se manifestó con pancartas su apoyo para la operación de la planta porcícola,

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios