15 de Diciembre de 2017

Yucatán

Amanece en Progreso crucero Carnival Elation

Una turista protagoniza accidente con una motocicleta y los prestadores de servicios los conflictos de siempre.

La jornada de crucero del miércoles en Progreso. (Manuel Pool/SIPSE)
La jornada de crucero del miércoles en Progreso. (Manuel Pool/SIPSE)
Compartir en Facebook Amanece en Progreso crucero Carnival ElationCompartir en Twiiter Amanece en Progreso crucero Carnival Elation

SIPSE.com
MÉRIDA, Yuc.- Gran ambiente se vivió en el puerto de Progreso con la llegada del crucero Carnival Elation, que de manera poco común llegó a la terminal remota a la 01:30 de la madrugada.

Y aunque apenas aclaró la mayoría de los visitantes abordó autobuses que los llevaron a la capital del estado y las zonas arqueológicas cercanas, se registraron algunos sucesos que dieron la nota en un día de bajas ventas para los artesanos y prestadores de servicios.

Uno de estos sucesos fue un accidente que sin mayores consecuencias, salvo un fuerte susto, protagonizó una crucerista, que para evitar colisionar con un auto se tiró de una motocicleta en movimiento, la cual derrapó aparatosamente.

Cristal Laverne, de 33 años, conducía sobre la calle 31 una motocicleta rentada, como parte de una caravana integrada por otras cuatro extranjeras, pero al llegar a la calle 82 la visitante, originaria de Luisiana, se puso nerviosa al pensar que chocaría con la vagoneta placas UUX 7830 conducida por María Muñoz Castillo, que circulaba de preferencia de norte a sur sobre la 82.

En este caso no hubo contacto entre los vehículos, y la extranjera presentó solo laceraciones en manos, codos y hombros que los paramedicos calificaron como menores, por lo que no hubo necesidad de trasladarla a algún hospital.

La moto, de color rojo y placa 66YA7, propiedad de la empresa Rogers Rent a Car, quedó destruida de su parte frontal.

Venta de zapatos

Por su parte, artesanos expresaron su malestar debido a que las autoridades permitieron que una masajista que labora en el toldo instalado en la glorieta a Juan Miguel Castro pusiera a la venta zapatos que ofrecía a 380 y 360 pesos el par.

Por si fuera poco, por tercera semana consecutiva se instaló un toldo en el malecón en el que una joven ofrecía a los visitantes caricaturas que ella misma elaboraba a un preció de diez dólares.

Trascendió que el martes por la noche se convocó a una reunión con representantes de los dos grupos que se dedican a la venta de tours, con la intención de que firmaran  un convenio para respetar las áreas de trabajo asignadas, además de comprometerse a portar uniforme y gafete, a no realizar juegos de azar, fumar o beber durante sus horarios de trabajo y en público.

También se acordó que para evitar conflictos derivados de competencia desleal, se sancionará a quien haga mala publicidad del otro a fin de quitarle clientela.   

De acuerdo con el reglamento, los vendedores de tours deberán  comprobar que el dueño del local que les permite laborar en sus alrededores, y realizar sus actividades en el propio sitio, deberá exhibir un convenio en el que manifieste que da su consentimiento para tal fin, además de acreditar que se cuenta con el uso de suelo para hacerlo.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios