Mérida, Yuc.- Similar como la noche anterior, los Bravos de León volvieron a contar con certero pitcheo abridor, ahora de Alejandro Soto, pero con la diferencia de que ahora sí el relevo se portó a la altura para agenciarse una victoria de 3-1 con la que empataron la serie ante los Leones de Yucatán, en el parque Kukulcán Álamo.

Las fieras nunca se pudieron recuperar ante el madrugador ataque de los visitantes, que obtuvieron así su primer triunfo en pléiofs en este su retorno a la Liga Mexicana.

Los doman

Soto estuvo intratable en la loma a lo largo de siete entradas y dos tercios, agenciandose el éxito. Mantuvo cortitos a los melenudos, sólo le pudieron pegarle tres jits, de los cuales dos fueron de Luis Felipe Juárez.

De hecho, el “Pepón” evitó la lechada con doble que envió a la registradora a Rubén Sosa, en la sexta.

Luis Juárez remolcó la carrera de Leones.

A la defensiva, anoche los reyes de la selva estuvieron tremendos con atrapadones de Sosa, Ricardo Serrano y Walter Ibarra. Sin embargo, a la ofensiva dejaron mucho que desear. Se vieron muchas veces desesperados, dominados a los primeros lanzamientos. Quizás se necesitó tocar la pelota.

Lo hecho por Jonathan Castellanos en la temporada regular quedó atrás, y precisamente eso sucedió ayer y le costó la derrota.

León atacó desde el inicio del juego para encaminarse a la victoria.

El derecho regiomontano estuvo muy lejos de validar sus números que lo colocaron entre lo mejores en efectividad del circuito, de hecho, tuvo una breve actuación en el cerrito. Fue de apenas una entrada y dos tercios, en los que le anotaron tres registros con cinco indiscutibles.

Daniel Cornejo anotó el de la quiniela con biangular del cuarto leño Cedric Hunter quien no tardó para alcanzar el plato con sencillo de Junior Lake, en la misma primera tanda.

Para la siguiente entrada, doble de Israel Núñez remolcó la tercera decidiendo la suerte de Castellanos.

A pesar de la derrota, los reyes de la selva se fueron sin cometer yerro.

Al rescate entró Mario Meza quien aplacó la rebelión, sirviendo chocolates, cuatro en dos actos y dos tercios. Brandon Cunniff terminó de controlar a los selváticos al salir Soto.

Alejandro Soto dominó a Yucatán.

Yoanner Negrín tendrá la responsabilidad mañana de volver a darle ventaja a las fieras en el estadio “Domingo Santana”, algo que no se ve nada sencillo para los reyes de la selva. 

La frustración de los selváticos.