Milenio Novedades
MÉRIDA, Yuc.- El nuevo Hospital Materno Infantil resulta de vital importancia para la lucha contra la mortalidad materna, que ha mostrado una disminución en Yucatán entre 2012 y 2017.

Según datos del gobierno estatal, en 2012, la tasa de mortalidad materna era de 50.1 por cada 100 mil nacimientos, y al cierre de 2017, fue de 9.9, ubicando al estado como la tercera entidad con la menor tasa en el país.

Para reducir más la tasa, en 2015 se inició la construcción del nuevo Hospital, el cual, a diferencia del anterior, contará con el triple de camas, el doble de quirófanos y 40 por ciento más consultorios.

También albergará 10 camas obstétricas, 10 neonatales y 70 de tránsito, así como cuatro salas de expulsión.

Si se compara el periodo que va desde 2012 hasta la actualidad, en Yucatán se han registrado de manera anual 37 mil nacimientos en promedio. Aproximadamente, uno de cada siete se realiza en el todavía Hospital Materno, un espacio que cuenta con 30 camas censables, 18 consultorios y dos quirófanos.

Próximamente ayuntamiento reabre Centenario de Mérida

Esto representa un riesgo, ya que la hospitalización puede alcanzar los tres días y muchas veces es necesario canalizar los embarazos de alto riesgo al Hospital “Agustín O’Horán”.

Las nuevas obras del Hospital Materno llevan un avance importante. Este lugar esta ubicado en el Periférico Sur, a espaldas del hospital de la amistad Corea-México.