MÉRIDA, Yuc.- La camioneta que fue abandonada de manera sospechosa en días pasados, y que alertó a los vecinos del fraccionamiento Arcos del Sol, no estaría relacionada con algún hecho delictivo, según las autoridades.

La mañana de este sábado, con cierto hermetismo las autoridades retiraron una camioneta que se encontraba sospechosamente abandonada en la calle 44 de dicho fraccionamiento. Incluso algunos medios manejaron erróneamente  que en el vehículo se encontraba algún cuerpo humano. 

Los mismos vecinos de la zona alertaron que ahí estaba estacionada una camioneta Ford Limited con placas del estado, y que ya tenía varios días abandonada.

Los peritos realizaron algunos trabajos de recolección de datos y luego el vehículo fue retirado por una grúa para llevarlo a las instalaciones de la FGE.

Pero, según información recabada, la camioneta corresponde a una mujer que habría 'abandonado' su casa, aparentemente para 'escaparse' de su marido, y que dejó el vehículo en el lugar.

En días pasados, el esposo de la mujer denunció ante la unidad antisecuestro de la fiscalía por la desaparición de su esposa y de la misma camioneta. Sin embargo, esta tarde la misma FGE informó que las pesquisas de este caso están avanzadas e incluso la supuesta víctima ya se encuentra ubicada, de modo que personal de la Policía Estatal de Investigación iría en su búsqueda para presentarla ante el Ministerio Público para declarar sobre los hechos.

La dependencia descartó de que se trata de un secuestro o desaparición, más bien el caso se refiere a un problema marital.