Milenio Novedades

Mérida, Yuc.- Con una profundidad estimada de 150 metros, el cenote Sabak Ha (agua oscura, en maya), ubicado en el municipio de Sacalum, es considerado como el más profundo del Estado, lo que lo convierte en una maravilla natural de la región, reveló Rodrigo Ojeda Rodríguez, conocido buzo y biólogo yucateco que se ha dedicado a explorar los cenotes en los últimos seis años.

Para llegar a este cuerpo de agua, de tipo cielo abierto con caída libre, se toma la carretera Mérida-Muna, pasando el poblado de Abalá, hasta llegar a la hacienda Mucuyché de Peón. De ahí se avanzan 6 kilómetros hasta el crucero a Yunkú, se dobla a la izquierda y se recorren 2 kilómetros de camino blanco rumbo al este para llegar al sitio, a la salida de Sacalum.

A decir de Ojeda Rodríguez, este cenote es uno de los más impresionantes en el Estado, a pesar de que no se cuenta con una actividad económica sólida, como otros que se ubican en Homún, Cuzamá o Tecoh.

“Este cenote es uno de los más increíbles, además tiene una característica especial que lo distingue, ya que en los primeros 10 metros de profundidad el agua es de color verde, pero si se adentra más profundo cambia a una tonalidad cristaliza”, expresó.

El biólogo yucateco aclaró que la profundidad estimada de este cuerpo agua es de 150 metros, aunque no descartó que pueda tener una dimensión mayor.

“Hay que aclarar que la profundidad del cenote es de alrededor de los 150 metros, pero incluso yo no pude llegar hasta ese límite porque eso no es posible”, detalló.

Para ingresar se desciende al agua por una escalera de madera. El espejo de agua mide cerca 60 metros de largo por 30 metros de ancho y en sus alrededores todavía existe una vegetación silvestre que refleja un paisaje único.

“Es uno de los cenotes más impresionantes que tiene Yucatán y hasta hoy el de mayor profundidad en el Estado”, precisó Ojeda Rodríguez.
Cabe mencionar que a unos metros de profundidad existe una cruz que se colocó en memoria de un buzo, encontrándose ésta a 40-45 metros.

El biólogo y también investigador de este tipo de cavidades, que ha explorado alrededor de 50 cenotes en seis años, destacó que a pesar de no contar con infraestructura turística, Sabak Ha es un sitio con condiciones óptimas para nadar y practicar apnea, espeleobuceo o buceo profundo, siempre que se cuente con la preparación adecuada.

Indicó que por las características del lugar incluso se tiene pensado romper el récord a nivel mundial del buceo más profundo, en el que participarían buzos de diferentes partes del mundo, muchos de los cuales se han manifestado maravillados de estos espacios naturales.
Rodrigo Ojeda lamentó que a pesar de que Sabak Ha sea uno de los cenotes más bellos, actualmente sus alrededores se encuentran descuidados al estar contaminados por basura y otros desechos.

“Estamos planeando alguna actividad para concientizar a la gente y poder dejar a este paraíso como uno de los más increíbles que tenemos en Yucatán”, añadió.