Katia Leyva
MÉRIDA, Yuc.- Al menos dos centros comerciales, un restaurante y un hotel de la capital yucateca cuentan con estaciones de carga para vehículos con características híbridas, los cuales se han ido colocando en la preferencia de los meridanos.

Ante el alza en el precio de los combustibles, el adquirir un vehículo con estas características se vuelve una opción. En la entidad, durante el primer semestre del año se vendieron por lo menos 50 unidades, según datos de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA).

El crecimiento económico e industrial que tiene Mérida ha propiciado que marcas internacionales de diversos segmentos, entre ellos el automotriz, tengan cada vez más presencia en Mérida.

Tesla fue la primera marca que abrió la primera estación de carga para vehículos con estas características, cuyas estaciones se encuentran casi frente a una plaza comercial en el oriente de la capital yucateca.