Mérida, Yuc.- Para dictaminar si las vendedoras conocidas como “las chiapanecas”, presuntamente oriundas del estado de Chiapas, son parte de una red de trata o explotación laboral, la Codhey retomará una investigación iniciada hace un par de años y los resultados serán canalizados a las dependencias correspondientes; no descartan la intervención de los DIF estatal y municipal al tratarse en su mayoría de niñas y niños.

El secretario ejecutivo de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Yucatán (Codhey), Miguel Sabido Santana, informó que a diario se ven mujeres, hombres, niñas y niños vendiendo ropas, artesanías o dulces en el centro de Mérida durante todo el día y hasta altas horas de la noche, desconociendo su situación jurídica, familiar y hasta de salud, por lo que se indagará en su forma de vida.

“Hace algunos años empezamos una averiguación, a pesar de que no nos corresponde porque no somos una instancia investigadora, pero sí teníamos cierta referencia de que era probable que existiera un grupo de personas que se dedicaban a controlar a estos individuos”, indicó.
Sin afirmar la operación de una red de explotación o trata, dijo que es probable al ser evidente cómo viven y el quehacer diario de estas personas por toda la ciudad, lo que da indicios de estos ilícitos que deben investigarse.

Obstáculos

Aseguro que “de manera inmediata” revisarán todo lo hecho en años anteriores para complementar la investigación y poder presentarla; sin embargo, consideró que el fin de las administraciones de las autoridades federales, estatales y municipales representa un obstáculo para concretar acciones sobre este tema.

“Es un problema latente y hay que abordarlo sin esperar mucho tiempo, desafortunadamente estamos en el fin de las administraciones, por lo que lo más conveniente sería esperar que entren los nuevos gobiernos para avocarnos a las estrategias y acciones correspondientes”, señaló.

Insistió en que dependiendo de los resultados obtenidos éstos serán canalizados a las instancias correspondientes. Si se detecta trata de personas sería hacia las instancias ministeriales, en el tema de atención de los niños sería por parte de los DIF estatal y municipal.

“Tenemos que averiguar si los niños que se ven por las calles cuentan con acta de nacimiento, educación o con los servicios de salud adecuados, por lo que de no ser así canalizar la situación hacia la secretaría de educación, salud, los DIF, entre otros”, precisó.