Este año se cumplen 50 años de la unión del patronato Institución Asistencial A.C. con las Hermanas de la Caridad , que siguen el Carisma de San Vicente de Paúl. Según las palabras del santo ,“las Hermanas de la Caridad tienen por monasterio la casa de los enfermos, por capilla la iglesia de la parroquia, por claustro las calles de la ciudad“ y por Carisma atender a los enfermos. Ellas han decidido amar a Dios a través del servicio a los más pobres y contemplan a Cristo viviendo con humildad, sencillez y caridad.

Sor Beatriz Laviada, una de las Hermanas de la Caridad (q.e.p.d.), yucateca de nacimiento, dio inicio a las funciones del Albergue Temporal San Vicente de Paúl, a espaldas del Hospital O´Horán, abriendo las puertas de la casa que la orden tiene para que todos los enfermos y sus familiares que lo necesitaran pudieran encontrar un refugio en el cual poder recuperar las fuerzas y la salud.

Las Hermanas de la Caridad se han dedicado desde hace mas de 50 años a cuidar de los enfermos en el hospital y dar asistencia a ellos y a sus familias ofreciéndoles un lugar en donde dormir, tres comidas diarias, medicamentos, ropa, lugar para baño y descanso en la casa en la que viven y que hoy ya está acondicionada como un albergue que puede darles una atención digna y una ayuda en momentos desesperados a más de 170 personas diariamente.

Todos estos años, las hermanas han sido apoyadas por la sociedad yucateca representada en un patronato llamado Institución Asistencial, que ha ido cambiando de integrantes pero nunca ha dejado de dar su apoyo, no solo económico, sino también legal, contable y de ayuda en momentos de necesidad. Esta ha sido una unión virtuosa que ha permitido ayudar a cientos de personas cada año.

Fruto del éxito de esta unión, el Gobierno del Estado donó hace más de siete años, al patronato, un terreno a espaldas del Hospital Regional de Alta Especialidad de Altabrisa, para que cumpliera con la misma labor de amor y apoyo para los enfermos que se atienden en este hospital, en donde desde hace cinco años está funcionando el Albergue Buena Voluntad. En este albergue las Hermanas Misioneras de María Inmaculada cumplen diariamente con amor el compromiso de cuidar de los enfermos y sus familiares, dando albergue a más de 60 personas diariamente .

Para festejar y agradecer todos los logros de estos cincuenta años, el Albergue Temporal San Vicente invita a una celebración eucarística, presidida por Monseñor Gustavo Rodríguez Vega, Arzobispo de Yucatán, para que toda la comunidad que ha formado parte y ha ayudado a esta labor pueda asistir y celebrar junto con las hermanas este aniversario.

Los albergues Buena Voluntad y Temporal San Vicente de Paúl pueden funcionar gracias al apoyo total de la sociedad yucateca, que siempre está pendiente de las necesidades y que ayuda de varias formas. Hay un grupo extenso de voluntariado que hacen funcionar un bazar en donde se venden todas las cosas usadas que son donadas con este fin, y con esto logran tener un ingreso mensual que ayuda en el mantenimiento y funcionamiento de los albergues (Tel. 9999231226).

Cientos de donadores ponen su granito de arena donando con tarjetas de crédito, débito o efectivo, mensualmente, en un compromiso serio de apoyo a esta labor. Empresas socialmente responsables donan no solo en efectivo sino también en especie ayudando con esto a la comunidad que les permite hacer negocio y mostrando su responsabilidad social y compromiso con su comunidad. Los gobiernos de Yucatán y de Quintana Roo también brindan apoyo en el funcionamiento.

Un entusiasta voluntariado se hace cargo de dar las cenas en el Albergue Buena Voluntad, brindando no solo alimentos sino también compañía y apoyo a los enfermos. En el Albergue San Vicente muchas voluntarias realizan actividades diarias para educar, ayudar y acompañar a los enfermos, Por supuesto, la labor incansable de todas las hermanas que trabajan al lado de quienes más lo necesitan y que ignoran sus propias necesidades dando siempre amor y apoyo a los enfermos ayudándoles a recuperar no solo la salud sino también la esperanza.

En los hospitales O´Horán, Anticanceroso, Dermatológico, de Alta Especialidad, etc., no solo realizan eficientemente su trabajo, sino que además hacen una labor extra al referenciar a los pacientes y sus familiares a los albergues. Todos los trabajadores de los albergues cumplen con el compromiso diario de realizar su trabajo, y lo hacen con una sonrisa y un corazón dispuesto .

Como se puede ver, es la labor de muchos que hoy pueden sentirse orgullosos de las más de tres mil personas que reciben atención anualmente y que están invitadas a este festejo, a dar gracias por la oportunidad de ayudar y poder hacer la diferencia en la vida de otras personas. La cita es este martes 25 de septiembre en las instalaciones del Albergue Temporal San Vicente de Paúl, Calle 59 x 86 y 90, Colonia Centro (Av. Jacinto Canek), a un costado del hospital O´Horán, a las 5:30 pm.