TEKAX, Yuc.- Un exempleado del INAH fue acusado de intentar extorsionar a un joven empresario tekaxeño bajo el argumento de que estaba remodelando una casa supuestamente del periodo colonial sin los permisos correspondientes.

De acuerdo con la denuncia de Mario Cervantes Ontiveros, el pasado martes como a las 10 de la mañana, se presentó a su negocio, ubicado en la calle 50 por 51 de la ciudad de Tekax, Rinaldo B. A. con la intención de hablar con él.

Al salir de su oficina, Rinaldo, quien dijo ser trabajador del Instituto Nacional de Antropología e HIstoria (INAH) pero no mostró identificación, le preguntó que si era de su propiedad un inmueble en remodelación ubicado en la calle 50 entre 49 y 51. Como la respuesta fue afirmativa, el sujeto le informó que tenía que suspender la obra, pues no tenía los permisos del INAH para realizar la remodelación de un predio colonial, y se podía hacer acreedor a una multa que ascendería a los 100 mil pesos.

Sin embargo, el presunto trabajador del INAH le dijo a Cervantes Ontiveros que “lo podemos arreglar, todo esto sin que yo pase el reporte a mis jefes dándome 10 mil pesos ahora”.

Ante la negativa del empresario, de prepotente le dio un manotazo en la cara, por lo que hubo intercambio de golpes hasta que ambos cayeron al suelo, hasta que ambos fueron detenidos.

Liberado rato después, Cervantes Ontiveros pudo averiguar que no es la primera vez que Rinaldo trata de estafar a personas tomando fotos a edificios coloniales.

Golpeó a su esposa pero no irá a la cárcel... ella lo perdonó

También se pudo averiguar que Rinaldo B. A. fue trabajador del INAH (velador en Chacmultún), pero ya hace un tiempo que fue cesado.

Por último, la víctima dijo que la casa en remodelación no está considerada como colonial e hizo un llamado a la gente que ha sido extorsionada por esta persona, a que denuncie los hechos ante las autoridades.