Óscar Chan/ Milenio Novedades
KANASÍN, Yucatán.- Ante los hechos violentos ocurridos en Kanasín, donde vecinos de la Colonia Leona Vicario casi queman vivo a un presunto ladrón, quien habría sido descubierto hurtando en una vivienda de esa zona, la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Yucatán (Codhey) hizo un llamado a esa población para que denuncien los acontecimientos delictivos de los que sean víctimas y eviten caer en la violencia.

Sobre el tema, el Secretario Ejecutivo de la Codhey, Miguel Óscar Sabido Santana, exhortó a las autoridades de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) a redoblar esfuerzos, en especial, donde existan focos rojos o casos reincidentes para evitar que surjan más hechos violentos en la zona.

“Ellos, como vecinos, se pueden organizar para realizar acciones de vigilancia, y en caso de encontrar alguna situación que pudiesen presumir de algún delito, dar aviso inmediato para que sean las autoridades las encargadas de realizar detenciones y que no caigan en actos que fomenten la violencia”, aseveró.

También te puede interesar: Cada día, línea antisuicidios de Yucatán recibe 10 llamadas

Dijo que es entendible el enojo de los vecinos ante el daño al patrimonio que pudiesen causar los presuntos delincuentes, pero enfatizó que intentar hacer justicia por propia mano solo agravaría la situación.

“La denuncia es el instrumento que deben utilizar para poner fin a estos hechos delictivos y no fomentar la violencia”, sentenció. Sabido Santana recordó que son las autoridades policiacas las responsables de vigilar y garantizar la seguridad en el municipio y los ciudadanos pueden coadyuvar en las labores preventivas, mas no pueden hacer justicia por “mano propia”.

Como informó Milenio Novedades, hace unos días vecinos de dicha zona estuvieron a punto de quemar vivo a un presunto ladrón, pero fue liberado por agentes municipales que llegaron al lugar antes de que el linchamiento se concretara.