MÉRIDA, Yuc.- Ante el desabasto de la vacuna contra la hepatitis en clínicas y hospitales del Sector Salud en Yucatán, los casos continúan repuntando y a la fecha suman 73 registros del tipo A (35 en el sexo masculino y 38 en el sexo femenino) y 9 del tipo B (tres y seis, respectivamente).

Del tipo A, el total a la fecha representa un incremento del 48 por ciento respecto al mismo corte del año pasado (hasta el 7 de abril), cuando se contabilizaban 41 pacientes. En hepatitis B, el año pasado se reportaban seis contagios.

Especialistas señalan que el desabasto de la vacuna contra la hepatitis B en clínicas y hospitales del Sector Salud en Yucatán, aunque parezca “insignificante”, podría generar que 4 mil bebés que aproximadamente nacen cada mes en el estado contraigan esta enfermedad ya que salen del hospital sin esta vacuna.

Como la vacuna escasea desde agosto del año pasado, muchos bebés que ya debieran haber completado el esquema de vacunación contra hepatitis B –se aplica al nacer, a los dos, cuatro y seis meses de edad–, están desprotegidos.

También se advierte que en caso de contraer la infección, los menores de edad con hepatitis B pueden desarrollar cirrosis, daño hepático o cáncer en el hígado en menor tiempo que los adultos.