Mérida, Yuc.- Un hombre fue herido de tres balazos por el amante de su esposa, en la casa familiar, en la colonia Pensiones de Mérida.

El hecho sacudió el poniente de la ciudad en los primeros minutos de este sábado tras los balazos y una persecución por varias avenidas de la ciudad.

La historia de novela tuvo escenario en la calle 45 entre 36 y 38 de esa colonia, cuando el marido descubrió que su esposa lo estaba engañando con un militar, tras mirar su celular.

Después de una acalorada discusión del matrimonio, el marido preguntó a su esposa: ¿A quién prefieres? Pero la mujer contestó que elegía a su amante, el militar.

El marido montó en cólera y su esposa, al ver cómo se puso por los celos, llamó por teléfono al militar “para que la vaya a buscar”.

Al llegar “como héroe” armado y a bordo de su vehículo, el soldado confrontó al marido y lo amenazó en su propia casa.

Como el esposo no se amedrentó, el militar sacó su arma tipo escuadra y le ordenó que se tire al suelo o le daría “un plomazo”.

Para entonces la situación había causado un escándalo en el vecindario y una persona, al percatarse de que estaban a punto de dispararle a su vecino, arrojó un block contra el auto del atacante.

Enojado por el hecho, el soldado disparó en tres ocasiones al esposo para que "vea quién manda”.

El militar le disparó a matar: una bala penetró el estómago, otra en la espalda y el tercer disparo fue a la cabeza.

La bala impactó en el pómulo del hombre, que quedó abatido y casi muerto, inmóvil en el piso de su casa.

Escapan 

La mujer subió al auto del hombre y juntos se dieron a la fuga.

Los vecinos que fueron testigos de lo ocurrido llamaron a la Policía Estatal.

El esposo, herido de muerte, fue auxiliado por los paramédicos de la SSP y trasladado al hospital Agustín O’Horán.

Al lugar llegaron varias unidades policiales y, con las características que los testigos proporcionaron del auto, los agentes montaron un operativo por toda la zona.

Tras recorrer varias avenidas, el vehículo fue ubicado cuando circulaba sobre la avenida Circuito Colonias rumbo al sur, donde tiene su base el militar.

Se le marcó el alto al soldado, quien por su fuero no hizo caso, por lo que inició una persecución hasta que los agentes de la SSP lo obligaron a detenerse a la altura de la colonia Obrera, sobre Circuito Colonias.

Lo hicieron descender del vehículo y tirarse al piso, con las manos en la cabeza, tras lo cual lo esposaron y se lo llevaron detenido.

La mujer también fue abordada en una patrulla y trasladada al edificio de la SSP.

En el lugar se aseguró el vehículo Seat Ibiza de color gris, con placas YWC-1201-B, y en su interior se halló el arma calibre .45 con el que hirió al civil.

Las autoridades estatales acordonaron el área del domicilio para recoger las evidencias, al igual que fue cerrada la avenida de Circuito Colonias en la colonia Obrera donde se aseguró el automóvil.