Patricia Itzá/SIPSE

Mérida, Yuc.- La zona arqueológica de Dzibilchaltún sufre una “presión inmobiliaria” debido al crecimiento de la mancha urbana, la cual “si no se atiende de manera adecuada se teme que se salga de las manos”, señaló el Ilan Vit Suzan, director de la zona arqueológica.

“El área, que fue declarada a mediados de los años 80 zona natural protegida, está cubierta en gran parte por la antigua ciudad maya que abarca unas 25 hectáreas, pero 20 años después resguardar ese perímetro ya no es tan fácil, debido a una amenaza de instalación de viviendas o diversas edificaciones”, señaló.

Dijo que este tema se debe trabajar con cautela y buscar una optima solución para beneficio de todos los actores inmersos en esta situación debido que la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp) y el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) están solos.

Así se ven las más reconocidas “maravillas” creadas por el hombre en vista satelital

La solución serviría de igual manera para el desarrollo de comunidades pequeñas, y además “empezamos a ser vecinos de sociedades privilegiadas y con mucha capacidad de acción”, por lo que no se tendría un correcto equilibrio entre la población.

“Si estuviéramos hablando de un semáforo, se podría decir que actualmente estamos en el color amarrillo, que nos indica que tenemos que empezar actuar y trabajar de forma coordinada”, explicó.

Dijo que ese trabajo se debe realizar entre instituciones gubernamentales tanto estatales como municipales y federales así como con organizaciones sociales, los desarrolladores inmobiliarios, los conjuntos habitacionales de las inmediaciones y los dueños de los ejidos, si no se podría salirse de la mano.

Vit Suzan comentó que otro de los problemas al que se enfrenta la zona es el retiro de la vegetación que crece en los vestigios arqueológicos, por lo que planean crear cuadrillas para que se pueda eliminar “al máximo” lo que podría afectar a las piezas.

El director señaló que lo importante al podar la zona es que no se utilizan herbicidas y todo tiene ser manual y en muchas ocasiones es necesario desarmar una pieza para quitar la vegetación y después se tiene que volver armar.