El pasado 25 de enero de 2018, se reanudaron los aplaudidos Jueves de Trova en el Salón del Consejo de la Universidad Autónoma de Yucatán, ubicado en el edificio central de esta institución, en la confluencia de las calles 60 y 57 de Mérida, con la esperada actuación de la cincuentenaria Rondalla Universitaria de Yucatán, dirigida por el doctor Julián Durán Flores, que retornó al lugar de sus éxitos.

Doce temas integraron el primer programa, que contó con ocho joyas de la trova tradicional yucateca: la clave Peregrino de Amor y la clave-bolero Yo pienso en ti, ambas de Guty Cárdenas, con letras de Bernardo Ponce y Antonio Plaza, respectivamente; los boleros Desdén, de Ermilo Padrón y Licho Buenfil; Ave sin rumbo, de Juan Acereto, y Desdeñosa, de Benigno Lara Foster; el chotís Flor con alma, de Luis Canto Farfán; la danza Quisiera ser, de José León Bojórquez y letra de José González Beytia, y el bambuco Las dos rosas, de Ricardo Palmerín, con letra de José Esquivel Pren. Los otros cuatro números fueron los valses peruanos El plebeyo, de Felipe Plingo, y Estrellita del sur, de Felipe Coronel Rueda, y los temas cubanos Pensamiento, de Rafael Gómez Mayea, y Las perlas de tu boca, de Eliseo Grenet y Armando Bronca.

La Rondalla fue fundada en 1966. Desde entonces la integran Jorge Peniche Aznar (representante), Rafael Sacramento Sabido, Francisco Molina Chablé, Ignacio Rosel Milán, Mario Martínez Burgos, César León Sánchez, Julián Durán Flores (director), Antonio Espinosa Canto y Manuel Pereira Novelo. Todos ellos distinguidos profesionistas egresados de nuestra Alma Mater Universitaria.

A lo largo de su exitosa carrera de 52 años, la Rondalla ha recibido, entre otras distinciones, la Medalla Ricardo Palmerín, que le otorgó la Sociedad Artística del mismo nombre, en 2015; la Medalla Chan Cil, que le confirió el Ayuntamiento de Mérida durante una serenata del Parque de Santa Lucía, en 2016, y la Medalla al Mérito Universitario, que le otorgó la Universidad Autónoma de Yucatán, en 2017. Antes de comenzar el concierto, el director de Cultura de la UADY, Daniel Rivas Urcelay, les entregó un diploma y tuvo elogiosas palabras por su fructífera trayectoria. ¡Larga vida a nuestra emblemática Rondalla Universitaria de Yucatán!