William Sierra/Milenio Novedades
MÉRIDA, Yuc.- En este mundo didáctico que nos envuelve la Filey se puede encontrar prácticamente cualquier tipo de textos, aunque hay dos que llaman poderosamente la atención de los visitantes, por su tamaño.


Uno apenas mide nueve milímetros por siete, proveniente de Lima, Perú, que lo convierte en el más pequeño que se expone, y por el contrario, el más grande es de los denominados de emacrotipo, que son los libros de texto gratuitos para menores con problemas visuales, y que superan los 50 centímetros de alto y más de 30 de ancho.

Ángel Carlos Puebla Cruz, a cargo de comunicación social de la Ciudad Nacional de Libros de Texto Gratuitos, dijo que los libros emacrotipo no es algo nuevo. Comenzaron a ser distribuidos en 1986 , y los hay desde primero de primaria hasta tercero de secundaria.


Por su lado, Apolinario Quisbe, originario de Perú, a cargo del stand Los Libros Más Pequeños del Mundo, mencionó que esas obras artesanales forman parte de los Evangelios y cuenta con los cuatro: San Mateo, San Marcos, San Lucas y San Juan.