José Salazar
MÉRIDA, Yuc.- A pesar de los esfuerzos de las autoridades hospitalarias y de la Secretaría de Salud de Yucatán (SSY), aún son demasiadas las personas que siguen con infecciones en estos lugares, ya que a la fecha se han registrado 904 casos de infecciones relacionadas con la atención a la salud, 436 en hombres y 468 en mujeres.

Esta cifra supera en 17 por ciento la que se contabilizaba el año pasado al mismo corte (7 de julio), que era de 774 contagios.

Especialistas reunidos en Mérida durante la 4ª. Cumbre de Expertos en Infecciones Asociadas a la Atención de la Salud y Accesos Vasculares señalaron que entre siete y 10 por ciento de hospitalizados y 33 por ciento de pacientes en unidades de cuidados intensivos contraen el menos una infección asociada a la atención hospitalaria.

Destacaron que las principales bacterias causantes de las infecciones en hospitales, las cuales en los últimos años se han desarrollado resistencia a los antibióticos son Staphylococcus, Stenotrophomonas maltophilia, Acinetobacter baumanii complex, Klebsiella pneumoniae y Pseudomonas aeruginosa. Cuatro de cada 10 infecciones contraídas en hospitales se deben a la resistencia de las bacterias a los antibióticos.

Indicaron que algunas bacterias se han hecho resistentes a antibióticos potentes, reduciendo o anulando su efecto debido a que más de la mitad de los antibióticos son innecesarios o usados inapropiadamente.

Ante el panorama actual de la resistencia antimicrobiana, los expertos indicaron que BD (Becton Dickinson) y empresas integrantes de la Antimicrobial Resistance Industry Alliance(AMR) invirtieron dos mil millones de dólares en la investigación y desarrollo de productos para combatirla y ya cuentan con 10 antibióticos en fase final de desarrollo clínico, 13 candidatas a vacunas bacterianas clínicas, 18 productos relevantes de diagnóstico en casos de resistencia microbiana, terapias preventivas y la investigación y desarrollo de nuevos fármacos.

Coincidieron en que la resistencia bacteriana se ha convertido en una grave amenaza contra la salud pública, por lo que es urgente enfrentarla a través de esfuerzos coordinados desde los sectores público, privado, social y académico.

En EU

-En los hospitales, una de cada siete infecciones a partir de los catéteres o de cirugía se produce por cepas de bacterias resistentes a antibióticos.

-En los nosocomios de atención de agudos a largo plazo, donde los pacientes permanecen 25 días o más, la tasa de estas infecciones aumenta a una de cada cuatro, de acuerdo con el informe “Vital Signs”, de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), de Atlanta, EU.