Patricia Itzá/Milenio Novedades
MÉRIDA, Yucatán.- En junio, la plataforma Airbnb generó 15 millones de pesos y proporcionó al Estado 3% del impuesto al hospedaje, 450 mil pesos, pero a pesar de este aporte, este sector afectó la ocupación hotelera en la pasada temporada vacacional, al tener un déficit de 4%, informó el presidente de la Asociación Mexicana de Hoteles en Yucatán, Héctor Navarrete Medina.

“Entre el 8 y el 10 por ciento de las habitaciones que se ofrecieron durante el sexto mes del año fueron a través de dicha plataforma, esto lo sabemos porque por primera vez hizo del conocimiento cuánto fue lo que generó y por consiguiente cuánto es lo que proporcionó para planear la promoción y publicidad del Estado a nivel nacional e internacional”.

Señaló que a pesar de dicha plataforma registra ganancias, falta para que el “piso este parejo” porque hay otros temas importantes que resolver, como el pago del IVA, el predial comercial y el pago de energía eléctrica.

También te puede interesar: Empresas en Yucatán amenazan con despidos si no baja la tarifa de luz

“A pesar de todo tenemos que ver a esa plataforma como otro nicho de mercado, por lo que estamos seguros que trabajaremos de la mano con ellos para solucionar todas las cuestiones pendientes que quedan por resolver”.

Precisó que no ven a Airbnb como una competencia sino como parte de la oferta que se tiene en el Estado, por lo que es importante realizar mayor promoción para que más turistas pernocten en la entidad y se tenga mercado para todos.

Dijo que también este decremento se sintió porque se ha visto un aumento en el número de habitaciones “porque hay más hoteles que llenar”, por lo que señaló que espera que en los próximos años con la promoción turística adecuada se complemente. En otros temas, dijo que para las fiestas patrias el sector tienen buena expectativas a pesar de que este año no habrá un fin de semana largo, ya que la celebración será en domingo, esto se debe que en el último fin de semana de agosto se tuvo buena ocupación.

“Buscamos que septiembre también sea un mes de temporada alta, pero solo lo conseguiremos con el turismo de congreso y convenciones, por lo que nos toca brindar incentivos para que durante esos días desarrollen sus eventos”.