MÉRIDA, Yuc.- Reynaldo Vargas sufría constantemente dolores de cabeza, incluso tenía problemas para salir a la calle, pues varias veces lo pasaron atropellar al ver borroso, pero desde este jueves esto acabó para él y más de un millar de personas, en su mayoría de escasos recursos, beneficiados por el Club de Leones de Mérida, mediante la jornada de salud visual, que concluyó ayer con éxito, superando por mucho las expectativas.

“Para esto se contó con el apoyo de especialistas del College of Optometry, de Memphis, Tenesí, que en maratónicas jornadas de nueve de la mañana hasta poco después de las cinco de la tarde, realizaron decenas de estudios a pacientes que, llegaron de esta ciudad, el interior del Estado y hasta de Quintana Roo”, dijo la Dra. Teresita de Jesús Zapata Sosa, coordinadora del programa de salud de este club.

“No sólo se cumplieron las metas, sino se superaron. A 40 por ciento de las personas atendidas se les detectó problemas oculares, igual se diagnosticó a unas 100 con cataratas, así como otros con diversas patologías, incluso hubo un caso de desprendimiento prematuro de retina. A estos se les canaliza a una clínica particular por un convenio, donde se les da costos más económicos, que en cualquier otro lugar”, explicó.

“Todos los demás salieron contentos con su lentes monofocales. Los que requerían de bifocales se les canaliza a un servicio de optometría, donde les hacen un buen descuento”, dijo tras enfatizar que sólo el hecho por el estudio profundo que les hacen ya es una ganancia.