Luis Fuente/ Milenio Novedades
MÉRIDA, Yucatán.- Jesús N es sometido a un juicio oral acusado de abusar de la hija de su pareja sentimental, en montes de la carretera Tekal de Venegas-Tepakán.

El sujeto fue puesto a disposición del juzgado de control de Tekax, quien en su momento vinculó a proceso a este individuo por el delito de violación agravada, en contra de una menor de 13 años, ilícito denunciado por la madre de la víctima.

Posteriormente, este mismo juez declaró la apertura a juicio por lo que el caso fue turnado al Tribunal Primero de enjuiciamiento, que lleva el desahogo de las pruebas, diligencias que deben culminar el próximo lunes en el Centro de Justicia Oral de Mérida.

También te puede interesar: Toma protesta nuevo presidente del Consejo Coordinador Empresarial

Los hechos sucedieron en alrededor de las 5:30 de la mañana del día 1 de mayo de 2017, cuando Jesús N le dijo a su hijastra que lo acompañara a hacer unas compras, por lo que abordaron un mototaxi para presuntamente ir al centro de Tekal de Venegas.

Sin embargo, el sujeto condujo el vehículo a la carretera hacia Tepakán, donde se introdujo en una brecha y comenzó a manosear a la menor.

La víctima comenzó a gritar, pero el sujeto la golpeó para que se callara, luego la ultrajó y la sodomizó.

Mientras sucedían los ataques sexuales, la madre comenzó a preocuparse por la tardanza de su pareja sentimental y su hija, de modo que solicitó ayuda a una patrulla de la Secretaría de Seguridad Pública que realizaba una ronda de vigilancia en la población.

Los uniformados pidieron apoyo para “peinar” la zona hasta que localizaron el mototaxi en una brecha, donde el sujeto al ver a los policías corrió para internarse en el monte dejando abandonada a su víctima.

Por ello, los uniformados hicieron una batida de cacería hasta que localizaron a Jesús N y, tras los trámites de rigor, lo trasladaron a la Fiscalía Investigadora con sede en Izamal.

La madre interpuso la denuncia correspondiente y el examen del Servicio Médico Forense confirmó que la menor fue víctima de ataques sexuales.