José Salazar/Milenio Novedades
MÉRIDA, Yucatán.- Luego de la tormenta del martes pasado, comercios del Centro Histórico se quedaron sin servicio de energía eléctrica por cerca de cinco horas y ayer, al medio día se registró otro “apagón” que duró más de una hora. La lluvia también generó inundaciones en el Mercado Lucas de Gálvez, mismas que fueron atendidas por cuadrillas del Ayuntamiento de Mérida.

Para este jueves y viernes se pronostican temperaturas de muy calurosas a extremadamente calurosas, las fuertes lluvias vespertinas se mantendrán durante los días siguientes en la región.

Para mañana viernes, de acuerdo con las previsiones de Conagua, las temperaturas máximas se ubicarán entre 34 y 38 grados Celsius en Yucatán, de 35 a 39 grados en Campeche y de 33 a 37 grados en Quintana Roo.

También te puede interesar: ¿Piensas viajar? Ven a la Outlet de Verano este fin y gana un coche

Por la tarde, se prevén tormentas fuertes generadas por una vaguada, en el oriente, sur y noroeste de Yucatán; oriente y sur de Campeche; y, tormentas muy fuertes en la mayor parte de Quintana Roo. Para el resto de los tres estados de la Península de Yucatán no se descartan lluvias.

Habrían vientos dominantes del este noreste de 15 a 25 km/h con rachas superiores a los 50 km/h en la zona costera. El Frente Frío 47 se ubicaría este día, sobre la porción central del Golfo de México.

De acuerdo con Conagua, las lluvias registradas martes y miércoles, superaron 5% el promedio mensual de abril para Yucatán, luego de que hace unos días, el promedio no superaba 50%.

El registro de lluvias en Mérida, por parte del Observatorio Meteorológico de Conagua fue de 64.6m; el CICY registró 48mm; el Centro Hidrometeorológico Regional de Mérida (CHRM), 45.8mm; la Fuerza Aérea, 38mm y en la Colonia Emiliano Zapata, 37.3mm.

En el interior del estado, Chocholá acumuló 98.3mm Peto, 60mm; Abalá 44mm; Muna 23.5mm y Río Lagartos, 20.1mm.

De acuerdo con los pronósticos de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), las tormentas vespertinas continuarán al menos hasta el domingo, debido al frente frío No. 46 que se ubica al norte de la Península de Yucatán.