Milenio
CIUDAD DE MÉXICO.- Para que la fiesta de Navidad y Año Nuevo no se convierta en un infierno si decides tomar unas copas de más, te preparamos un listado con los mejores remedios para curarte la resaca o “cruda” con el objetivo de que no te pierdas el recalentado.

Recuerda que cuando la ingesta de alcohol resulta excesiva, la capacidad del organismo para metabolizarlo disminuye, por lo cual éste presenta los síntomas de la resaca, mismos que varían de persona a persona, aunque los más comunes son: dolor de cabeza, fatiga, náusea, malestar estomacal y sed, informa .

Aunque algunas personas experimentan malestares más intensos como sudoración, dolor muscular y sensibilidad al ruido y la luz, también hay síntomas mentales como irritabilidad, depresión y ansiedad.

Para que te deshagas de estas molestias en el menor tiempo posible consultamos a bebedores experimentados, vendedores de jugos y licuados así como a diferentes abuelitas, con el fin de conseguir sus pócimas para que puedas regresar a la vida.

 1.- Toma toda el agua que puedas

El principal motivo de la cruda es la deshidratación, lo que se le debe al efecto diurético que tiene el alcohol. El etanol bloque la liberación de la hormona responsable  de que el organismo absorba los líquidos que necesita el cuerpo para de esta manera funcionar con normalidad.

2.- Cómete una frutita

Opta por comer una naranja, algunas guayabas, una mandarina o incluso un pedazo de sandía  o papaya y te ayudará a retomar la energía perdida. Los especialistas recomiendan ingerir este tipo de alimentos para recuperar la glucosa perdida entre trago y trago.

3.- Un licuadito de plátano con leche y miel

El potasio, magnesio y los electrolitos del plátano ayudan a regenerar los minerales perdidos. El plátano calma el estómago revuelto y la leche te hidrata. La miel ayuda a balancear tu nivel de azúcar o glucosa, los que se deterioran durante la fiesta.

4.- Endúlzate la vida con cucharaditas de miel

Contiene potasio y fructosa, que se pierden cuando se toma abundante alcohol. Tomas varias cucharaditas inmediatamente después de levantarte.

5.- Ejercicio de nivel bajo

Aunque no lo creas, caminar o correr es una gran medicina después de beber, debido a que la sudoración elimina toxinas del alcohol y ayuda a la circulación de la sangre, lo que contribuye a que el dolor desaparezca.

6.- Agüita de limón para la sed

Prepara agua con jugo de limón natural y endúlzala con un poco de miel. El cítrico ayudará al cuerpo a eliminar las toxinas, depurar el hígado y a recuperar el PH del organismo.

7.- El clásico suero de agua, limón y mucha sal

La sal te ayudará a retener líquidos, lo cual es importante porque con los tragos que ingeriste también te deshidrataste.

8.- Un vasito de leche para reponerte

La leche, como el jengibre, ayuda a eliminar las náuseas y también te quitará la resequedad de la boca y la garganta, y te saciará la sed.