MÉRIDA, Yuc.- En Yucatán se diagnostican cerca de cinco mil casos nuevos de diabetes mellitus tipo 2 cada año, por lo que de acuerdo con estadísticas de salud, el 14 por ciento de la población la padece.

Tomando en cuenta que por cada persona diagnosticada se considera hay dos que no saben que padecen el mal, el porcentaje rebasa el 40 por ciento de los habitantes del Estado, es decir, de cada 10 personas cuatro tienen esta enfermedad.

Para combatir esta auténtica pandemia íntimamente relacionada con la obesidad y los hábitos sedentarios de la vida actual, se dispone de un amplio abanico de opciones de tratamiento, entre ellos medicamentos cada vez más seguros, que van más allá del control glucémico y que aportan otros beneficios, sobre todo cardiovasculares.

No obstante, los derechohabientes del sistema público de salud no tienen acceso a estos fármacos, a pesar de que la mayor parte del gasto en diabetes se destina al tratamiento de las complicaciones, como amputaciones y hemodiálisis.

Un tratamiento para una persona con diabetes, basado en fármacos de última generación, puede costar hasta 50 mil pesos mensuales.

Esta pandemia está relacionada con la obesidad y los hábitos sedentarios

Expertos consideran que sería de gran ayuda para el sistema de salud adquirir los medicamentos de última generación para el tratamiento de la diabetes y verlo como una inversión, en lugar de gastar más recursos en atender las complicaciones, que al final privan al paciente de una buena calidad de vida.

Leticia Mena Macossay, gerente de la Asociación Mexicana de Diabetes (AMD) en el Sureste, comentó en entrevista que cuando un fármaco innovador sale a la venta el laboratorio que lo desarrolló tiene que recuperar la inversión.

“De acuerdo con las normas de la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris), el fabricante tiene derecho a venderlo en la medicina privada por un período de 10 años, luego se libera la patente y eso hace que al producirse el medicamento otros laboratorios reduzcan su precio”, explicó.

Agregó que actualmente hay muchos medicamentos innovadores pero por su alto costo el Sector Público de Salud no tiene la capacidad económica de incluirlos en su cuadro básico.

“El Sector Salud se ve en la necesidad de reducir costos, entonces su cuadro básico no incluye lo más nuevo en el tratamiento de la diabetes. Los médicos se ven limitados a indicar al paciente lo que hay, y no lo más nuevo para su padecimiento”, apuntó.

Afirman que se dispone de un amplio abanico de opciones de tratamiento de esta enfermedad

Por su parte, Alejandra Beristain Navarrete, vicepresidenta de la AMD Sureste, dijo que otra situación que viven los pacientes con diabetes que atiende el Sector Salud es que las citas con el especialista, ya sea médico internista o endocrinólogo son bastante distantes.

“No todos los pacientes son iguales y alguno requieren consultar con el especialista con mayor frecuencia. Hay momentos del padecimiento en donde estas personas se encuentran en estado agudo y tendrían que ver al médico con mayor frecuencia. La diabetes ha llegado a un grado tal de pandemia que ya rebasó las expectativas del Sector Salud y ya no hay capacidad de abordar a todas las personas que viven con diabetes y sus comoborbilidades como insuficiencia renal, neuropatías, problemas de la vista, hipertensión y otras”, afirmó.

“Esto implica un costo muy elevado para el sistema, entonces se esparcen más las consultas y lógicamente, desertan, ya que ya no tienen calidad de vida, se quedan en su casa y se pierde el control”, detalló.

Leticia Mena dijo que si bien la visita con el médico familiar es mensual, el paciente ve al especialista luego de dos o más meses de espera, esto ocasiona que si el paciente requiere alguna modificación en su tratamiento, no puede hacerla ya que el especialista es quien está a cargo de ello.

Mitos de la diabetes

-La diabetes se cura: Falso. La diabetes es una enfermedad crónica que se controla y hasta hoy día no se puede curar. La buena noticia es que con la información necesaria y un tratamiento adecuado se puede estar sano y prevenir complicaciones .

-La medicina alternativa cura la diabetes. Falso. Las curas milagrosas con medicina alternativa, vacunas, tes, hierbas, imanes, etc. no desaparecen la diabetes, por lo que no es recomendable sustituir el tratamiento médico por estos métodos.

La diabetes es contagiosa. Falso. La diabetes tipo 2 obedece a diversos elementos llamados factores de riesgo que predisponen a desarrollar este padecimiento. Muchos de estos factores se repiten en familiares y personas cercanas, eso hace que la enfermedad se repita con mucha frecuencia en el entorno, pero de ninguna manera se trata de un contagio.

Los niños con diabetes no crecen. Falso. Los niños con diabetes que toman con responsabilidad el cuidado de su diabetes siguen todas las indicaciones médicas y conocen su padecimiento tienen un crecimiento normal.

Un enojo, susto o impresión provocan diabetes. Falso. La diabetes es una enfermedad causada por fallas en el metabolismo o forma en la que el cuerpo utiliza y aprovecha los alimentos. Cuando se enfrenta un estado de alarma o estrés o una emoción muy fuerte (enojo, susto, impresión) el cuerpo produce hormonas como la adrenalina que actúan en contra de la insulina y eso hace que los niveles de glucosa se disparen. Entonces no es el enojo ni el estrés, lo que pasa es que los niveles ya empezaban a subir y esa gran emoción detonó la enfermedad.