MÉRIDA, Yuc.- En los últimos 20 días, los operativos realizados por la Secretaría de Seguridad Pública en contra de la pesca furtiva de especies marinas en veda ha permitido la detención de 16 personas relacionadas con esta actividad ilegal, así como el aseguramiento de más de una tonelada de pepino de mar y más de 100 kilos de caracol blanco en la costa norte, así como elementos de la Profepa arrestaron a un sujeto que vendía loros en peligro de extinción.

Los 16 detenidos fueron presentados ante los juzgados de distrito especializados en el sistema acusatorio, instancias que ya los vincularon a procesos por el delito de contra la biodiversidad, en su modalidad de transporte de la especie acuática en veda, mientras que el de los loros en la modalidad de posesión de fauna silvestre en peligro de extinción.

Vehículo en el que transportaban especies marinas en veda. 

Sin embargo, los 16 acusados enfrentarán el proceso en libertad, ya que los jueces federales les impusieron medidas cautelares, garantías económicas, firmar el libro de registros y no salir del Estado.

El día 9 pasado, las autoridades estatales y federales anunciaron un trabajo coordinado para el combate de la pesca furtiva, como son pepino de mar, caracol blanco y otras especies en veda permanente, que causa serios daños a la ecología y economía de la entidad, particularmente de las comunidades costeras.

De ese día hasta ayer, elementos de la SSP realizaron siete operativos en la costa norte, incluyendo Progreso, que llevó al arresto de 16 personas en posesión de una tonelada 279 kilos de pepino de mar, así como el aseguramiento de 128.5 kilos de pulpo maya, y el aseguramiento de tres camionetas y dos lanchas.

Error en carpeta de investigación, deja libre a abusador