Milenio Novedades

Mérida, Yuc.- El director de Gobernación, Guibaldo Vargas Madrazo, manifestó que la autoridad municipal sigue cumpliendo en el ámbito de su competencia todo lo necesario para afrontar, mitigar y regular el ruido en el Centro Histórico de Mérida.

Sin embargo, precisó que hay numerosos actores en torno a este fenómeno y por ello, la Comuna tuvo conocimiento de que desde el Congreso se emitió un exhorto a la Secretaría de Salud para buscar soluciones en torno a este problema.

Precisó que por parte de la Comuna ya se han puesto en marcha acciones inmediatas y concretas para atender el problema y prueba de ello es que se han clausurado cinco establecimientos por no cumplir con diversas disposiciones establecidas en el Reglamento de Actos y Procedimientos Administrativos del Municipio de Mérida.

Todos ellos tienen sellos de suspensión de actividades y sus propietarios deben acudir a las oficinas de Protección Civil para regularizar su situación.

“La mayoría de los propietarios de establecimientos clausurados ya se acercaron al Ayuntamiento no sólo para corregir estas fallas sino también para pedir asesoría sobre el tema de la insonorización en sus establecimientos”.

Ante rumores, aclaró que de ninguna manera existe alguna campaña contra los profesionales de la música que se dedican a estas actividades, sino únicamente ver que se cumpla la normatividad vigente.

Clausurados

El pasado martes la autoridad municipal clausuró el bar Bullpen (antes Cajerinas) y la cantina Los Remedios (antes Bar Reforma), ubicadas en la calle 64 con 37 y calle 72 con 45, respectivamente.