Patricia Itzá/SIPSE

Mérida, Yuc.- Lo redituable que resulta la venta en los tianguis ha propiciado que no sólo en Mérida se instalen, sino que también lo hacen en municipios cercanos a la capital yucateca, como Kanasín, donde operan en siete puntos diferentes, cuando hace 10 años sólo se colocaban en el parque principal.

La tesorera municipal de esa localidad, Rocío Itzá Mex, informó que se ha visto que esta actividad se ha incrementado debido al crecimiento de la población y consideró que es un “respiro” para quien quiera realizar algún trabajo pero no lo consigue y por la otra parte está la oferta a bajos precios que se le presenta a la población.

“En los tianguis se venden productos que realmente son útiles como ropa usada, juguetes, libros y muebles. Los puestos de comida casi no se instalan ya que ese no es su mercado”, explicó.

Dijo que se puede observar como esta modalidad comercial se ha incrementado debido a que antes sólo se ofertaban en el centro de la población, pero ahora lo hacen todos los días en diferentes lugares y tanto en la mañana como en la noche. El del fraccionamiento Villas Oriente es uno de los más grandes.

La funcionaria dijo que actualmente no cuentan con un registro de cuántas personas se dedican a esta labor debido a que asisten a diferentes sitios y cada una de ellas paga desde cinco hasta 10 pesos por aproximadamente dos metros de espacio.

Otro de los municipios donde operan estos tianguis es Conkal. El centro de esa población se convierte en un auténtico mercado con un importante número de vendedores.

Antes se podían contabilizar a 70 personas y actualmente superan los 100 y abarcan más allá del parque principal; además de instalarse también los sábados y no sólo los domingos.

El presidente municipal de Conkal, Jorge Pérez Parra, indicó que el crecimiento del tianguis se debe a que personas de diversas comunidades, incluso de Mérida, llevan sus mercancías y a los pobladores se les hace más fácil adquirir en este tipo de lugares que viajar hasta la capital yucateca.