Celia Franco/SIPSE
MÉRIDA, Yucatán.- Ya no quieren más violencia, estudiantes de la máxima casa de estudios en el país, la UNAM, en Yucatán, exigen un alto a la violencia en los planteles de dicha universidad. El día de ayer marcharon para hacerse escuchar, sumándose así a las otras 41 escuelas que decidieron realizar dicha manifestación.

Cerca de 100 estudiantes salieron a las calles del Estado para protestar por la falta de seguridad que se da en algunos planteles y por la violencia que generan algunos de ellos y otros que ni siquiera son estudiantes y que son conocidos como “porros”.

También te puede interesar: Capacitan a médicos pasantes para evitar las muertes maternas

En suelo yucateco se encuentran tres planteles de la UNAM: la Escuela Nacional de Estudios Superiores (ENES), el Centro Peninsular de Humanidades y Ciencias Sociales (CEPHCIS) y la Unidad Académica de Ciencias y Tecnologías de la UNAM, en el puerto de Sisal. Todos se encuentran en paro de labores por 48 horas.

Es importante recordar que hace unos pocos días, un grupo de “porros” atacó con palos, piedras y hasta petardos a un grupo de jóvenes que protestaban de forma pacífica en la plaza de Ciudad Universitaria, luego de una marcha por Reforma.