MÉRIDA, Yuc.- A pesar de que se busca que los menores de edad no trabajen, de los 478 mil 511 niños de 5 a 17 años que hay en Yucatán, alrededor del 10% -unos 50 mil- realizan una actividad económica para apoyar a la familia y el principal problema es que no estudian. De ese total 12 mil 488 no van a la escuela.

En la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo se explica que del total de niños y adolescentes que trabajaban, 72.7% son mujeres y 28.2%, varones.

La mayoría de los ocupados tienen una edad de entre 14 y 17 años y suman 38 mil 877, mientras que en el rango de 5 a 13 años, laboran 11 mil 212. Este sector de la población representa un desafío importante para las autoridades, ya que se encuentran fuera de lo estipulado en la ley, que solo permite trabajar bajo ciertas condiciones a mayores de 14 años.

Uno de los principales factores es la falta de fluidez económica debido a que la mayoría se encuentran en niveles de pobreza, por lo que prefieren ayudar en los hogares que continuar sus estudios.

El 21% de estos menores no tienen un horario regular de trabajo, es decir 10 mil de ellos; el 46% trabaja menos de 35 horas a la semana, que son alrededor de 23 mil, y 33% trabaja más de 35 horas a la semana o sea poco más de 16 mil niños.

Esta situación la refuerza el Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE), que en su estudio más reciente (2017) señala que las personas en las zonas indígenas o con mayores niveles de marginación y pobreza son las que en su mayoría no asiste a la escuela.

Por lo que en su decálogo que el INEE entregó a los candidatos a gobernador y presidente de la República solicitan, entre otras cosas, que el Estado habrá de abatir las barreras que por motivos étnicos, sociales, económicos, físicos, culturales u otros, imposibilitan la obtención de una formación inclusiva y de calidad para todos.

Además está obligado a asegurar el acceso de todos los niños y jóvenes a la escuela, procurar su permanencia en ella y hacerse responsable del máximo logro de los aprendizajes y de su egreso oportuno de cada grado y nivel educativos.