23 de Septiembre de 2018

Yucatán

En el Miércoles de Ceniza la Iglesia llama a la penitencia (video)

En el inicio del tiempo litúrgico de Cuaresma, el Arzobispo de Yucatán exhortó a los católicos a la oración, caridad, ayuno y abstinencia.

"Todos los cristianos católicos nos preparamos con penitencia, oración, ayuno y abstinencia para la renovación de nuestros compromisos bautismales”, aseguró el Arzobispo de Yucatán en el Miércoles de Ceniza. (José Acosta/SIPSE)
"Todos los cristianos católicos nos preparamos con penitencia, oración, ayuno y abstinencia para la renovación de nuestros compromisos bautismales”, aseguró el Arzobispo de Yucatán en el Miércoles de Ceniza. (José Acosta/SIPSE)
Compartir en Facebook En el Miércoles de Ceniza la Iglesia llama a la penitencia (video)Compartir en Twiiter En el Miércoles de Ceniza la Iglesia llama a la penitencia (video)

Jorge Euán/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- Al celebrar ayer la Misa de Imposición de Ceniza, que marca el inicio de la Cuaresma, el Arzobispo de Yucatán, Mons. Gustavo Rodríguez Vega, invitó a los fieles a ver en este tiempo de gracia el camino hacia el encuentro del “Dios Misericordioso, para quien no hay pecado que no se pueda perdonar”.

Durante la celebración litúrgica en la Catedral, donde estuvo acompañado del Arzobispo Emérito, Mons. Emilio Carlos BerlieBelaunzarán, y los presbíteros integrantes del Cabildo Metropolitano, el Prelado recalcó que la Cuaresma en la vía para llegar a la Pascua de Cristo, “son 40 días en los cuales todos los cristianos católicos nos preparamos con penitencia, oración, ayuno y abstinencia para la renovación de nuestros compromisos bautismales”.

“Es por ello que en el inicio de la Cuaresma inclinamos la cabeza con humildad para recibir la Ceniza, como signo de penitencia; como imagen de que somos polvo y en polvo nos convertiremos y que somos llamados a la conversión y al arrepentimiento”, indicó.

Ante decenas de fieles que se dieron cita en el máximo templo católico de Yucatán, Mons. Rodríguez Vega dijo que la Cuaresma es un tiempo litúrgico, a través del cual Dios, nos ofrece la oportunidad de adquirir la fortaleza para resistir las tentaciones del mundo.

“Es importante que en este ciclo del año litúrgico pongamos en práctica la caridad al compartir lo poco o mucho que tenemos con los más necesitados; incrementemos los momentos de oración para fortalecer nuestra relación con Dios y, sobre todo a observar el ayuno y la abstinencia como una forma de sacrificio que se ofrece al Señor”, manifestó.

Precisó que el ayuno y abstinencia es un acto de mortificación que se ofrece a Dios, “pero lo verdaderamente importante es abstenerse de aquello que me proporciona comodidad o placer y ofrecérselo a Dios Padre, como un auténtico signo de arrepentimiento y conversión”.

Exhortó a los feligreses a no olvidar que existen hermanos que sufren “y por ello es que debemos ser solidarios y observar las obras de misericordia que este año jubilar nos ofrece la Iglesia”.

De manera especial, el Arzobispo de Yucatán invitó a los yucatecos a unirse en oración por la visita pastoral del Papa Francisco, quien arriba mañana a México, y en el marco de la Cuaresma ofrecer el ayuno y la abstinencia de carne para Dios guíe los pasos del Santo Padre.

Luego de la homilía, los arzobispos Rodríguez Vega y BerlieBelaunzarán,y los presbíteros del Cabildo fueron los primeros en recibir la ceniza y posteriormente los fieles se encaminaron hacia el pie del altar donde inclinaron la cabeza en señal de penitencia.

Posteriormente, los fieles caminaron hacia el pie del altar para recibir con humildad la ceniza, que recuerda el sentido penitencial de los 40 días que pasó Jesús en el desierto en oración y ayuno.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios