12 de Diciembre de 2017

Opinión

Visión integral de la sexualidad

Es muy importante una educación integral, positiva y racional.

Compartir en Facebook Visión integral de la sexualidadCompartir en Twiiter Visión integral de la sexualidad

No se puede amar lo que no se conoce.- San Agustín

Los adultos transmitimos a los más jóvenes, de manera no verbal, las propias actitudes hacia la sexualidad. Es muy importante una educación integral, positiva y racional que incluya la capacidad de observación, sensaciones, sentimientos etc., para un desarrollo armónico al considerar cuerpo, mente y espíritu en balance, sin divisiones, como un todo.

La sexualidad es energía, una fuerza positiva capaz de generar vida, plenitud y realización. Como todo proceso pasa por distintas etapas. Tiene que ver con el género, afectividad, amor, procreación, placer y lo espiritual. Se manifiesta en la manera de pensar, hablar, expresarse, sentir, etc… Entre todos sus aspectos, la afectividad es muy relevante, se acompaña de innumerables sensaciones y emociones, afectando fuertemente a la persona en su identidad, sociabilidad, y en lo espiritual.

Respecto a la sexualidad genital, la verdad es que cada persona tiene en sí misma la capacidad de reaccionar ante los estímulos, ayuda a la propia valoración y le quita importancia a determinado tipo de características externas. Es vital una actitud positiva para descubrir lo bueno y generar posturas de mayor optimismo psicológico y espiritual.

Para quienes tenemos algún tipo de liderazgo en la formación de otras personas es importantísimo revisar con mucho cuidado nuestra actitud ante la vida. “Hay que procurar, como parte integrante de la educación, el amor, la educación sexual oportuna e integral para descubrir la belleza del amor y el valor humano del sexo”. Es bueno preguntarnos: “¿Qué actitudes tengo hacia mi [email protected]?”, ¿me considero [email protected], [email protected]?, ¿qué actitudes tengo hacia la sexualidad?, ¿es buena, querida por Dios, valiosa, positiva, compleja y rica?, ¿está ligada a la Gracia y la cercanía con Dios?”.

Con una actitud de apertura, que no es ingenuidad ni tontera, sino libertad interior para conocer más y usando la inteligencia y capacidad crítica, revisemos el mapa que nos regalaron nuestros mayores para no caer en cerrazón o en libertinaje respecto a la sexualidad y así nutrir la amistad y las relaciones de amor a los demás.

¡Ánimo! hay que aprender a vivir.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios