15 de Octubre de 2018

Opinión

"Miedo a la izquierda"

El miedo al cambio es un sentimiento irracional que tenemos introyectado los mexicanos, tan adentro y tan fuerte que lo hemos naturalizado como algo normal.

Compartir en Facebook "Miedo a la izquierda"Compartir en Twiiter "Miedo a la izquierda"

El miedo al cambio es un sentimiento irracional que tenemos introyectado los mexicanos, tan adentro y tan fuerte que lo hemos naturalizado como algo normal. Y ahora que nos encontramos a 10 meses de las elecciones para el cambio presidencial, la derecha y el mal llamado centro reconocen muy bien este miedo inserto en nuestro ADN social.

Ante un sistema capitalista que nos ha enseñado que el objetivo de nuestra vida debe ser la acumulación del capital, es decir, del dinero, se admite que aquellos que no tienen bienes materiales no pueden ser felices, produciendo políticos que creen que el dinero público les pertenece y que pueden hacer lo que quieran con él.

Mientras tanto, algunos ciudadanos, en hartazgo social, piden un cambio, pero ¿la última vez que luchamos por un cambio no fue éste quien nos traicionó? Vicente Fox, el empresario, el valiente mexicano que sacaría a las víboras prietas, las tepocatas y las alimañas de Los Pinos en 2000, terminó acurrucándose y mimetizándose con ellas. Sin embargo, nos enseñó una valiosa lección: no basta con sacar al PRI de Los Pinos, sino a la forma en que el PRI ha manejado la administración pública, y que esto es independiente del partido.

Ahora, más fuerte que nunca, la idea de la llegada de la izquierda retumba en los oídos de los mexicanos, pero con ella discursos de odio hacia la misma. Recordemos que en 2006 nos dijeron que sería un peligro para México y al final Felipe Calderón nos llevó a 300 mil muertes relacionadas con el narcotráfico. ¿Quién fue el verdadero peligro para nuestro país?

Hoy se asume que tener un gobierno de izquierda transformará a México en una Cuba o Venezuela, como si haber tenido gobiernos de derecha o centro nos hubiera llevado a Suiza o Finlandia; nada más cercano a un error.

La realidad es que cada vez somos más los mexicanos que nos rehusamos a comprar en la tienda de raya ideológica, pase lo que pase tenemos que continuar siendo contrapeso del sistema que sigue inyectando el miedo al cambio, el sistema que nos robó a los jóvenes la oportunidad de acceder a la seguridad social, a las pensiones, a trabajos bien remunerados, a tener un futuro como lo tuvieron nuestros padres y abuelos; porque el verdadero hecho no es que seamos más y ya no nos alcancen los recursos económicos, sino que la clase política y los poderes fácticos de nuestro país se han servido con la cuchara grande, han acabado con todo y de eso existen ejemplos pasados y presentes como el Fobaproa y la casa blanca.

El miedo que deberíamos sentir es a perpetuar un sistema político y económico que nos ha saqueado durante años y que piensa únicamente en su futuro y no en el de todos los mexicanos.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios