17 de Noviembre de 2018

Opinión

"Patrimonio en riesgo"

¿Es necesario realizar un homenaje para Armando Manzanero en Chichen Itzá?

Compartir en Facebook "Patrimonio en riesgo"Compartir en Twiiter "Patrimonio en riesgo"

Si le preguntáramos a cualquier mexicano por algo que caracteriza a Yucatán, muy probablemente el top 3 sería: panuchos, Chichén Itzá y Armando Manzanero. Y es que, a riesgo de sonar etnocentrista, nuestra gastronomía es algo inigualable; sin embargo, ese no es el tema central de este artículo.

Manzanero es uno de los exponentes artísticos de Yucatán; es cantautor, músico, compositor y productor musical, además de ser ganador de un Grammy. No es para nada extraña la idea de que se le quiera reconocer y homenajear su talento, como se informó el 17 de julio en una nota del periódico Reforma, mencionando que dicho homenaje se realizaría en la zona arqueológica de Chichén Itzá.

Me uno al grupo de académicos afines al INAH preocupados de que este evento pueda realizarse en la zona arqueológica y preciso algunos puntos descritos en un comunicado dirigido al presidente Enrique Peña Nieto.

El maestro Armando Manzanero cuenta con el total reconocimiento de todo el mundo, incluido el académico; sin embargo, organizar o pretender realizar un evento en un sitio que es patrimonio mundial de la humanidad declarado por la Unesco desde 1988 es un claro atentado en contra de la memoria y el uso educativo del milenario sitio.

Organizar un evento masivo en una zona arqueológica como Chichén Itzá representa condiciones de riesgo para los asistentes y una gran cantidad de recursos económicos de inversión, por lo que el público para el que estará dirigido será únicamente aquellos que posean altos ingresos; aunque el lugar nos pertenece a todos los yucatecos (recuerden que fue comprado con recursos estatales en el gobierno de Ivonne Ortega), servirá únicamente para que un puñado de empresarios obtengan jugosas ganancias.

De llevarse al cabo, se convertirá en un homenaje al que sólo asista la élite económica y política, en el que se usará indiscriminadamente un patrimonio que nos pertenece a todos, pero que no estará al acceso de la mayoría; con esto se demuestra, una vez más, que la clase política actúa con frivolidad y demuestra su sumergimiento en un mundo neoliberal, al cual no le importa preservar un patrimonio arqueológico de los mexicanos.

Finalmente, los académicos nos invitan a reflexionar: ¿Es necesario realizar un homenaje en un sitio simbólico y patrimonial a un personaje a quien, en todo caso, debería rendirse tal reconocimiento en un sitio con mejores condiciones para él y quienes acudan a disfrutarlo? Y agrego: ¿no sería más adecuado presentarlo en un lugar en el que los costos sean menores y así pueda acceder una mayor parte de la población, que se emociona con sus canciones? El arte, la música y la cultura nos pertenecen a todos, no sólo a un grupo que ostenta el poder político y económico. 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios