18 de Agosto de 2018

Yucatán

Yucatán se está quedando sin vida marina

En los últimos 50 años se ha perdido un 70 por ciento de peces, advierte especialista.

La sobreexplotación de ciertas especies favorece la degradación de los sistemas marinos, asegura académico del Cinvestav Mérida. (Archivo/Notimex)
La sobreexplotación de ciertas especies favorece la degradación de los sistemas marinos, asegura académico del Cinvestav Mérida. (Archivo/Notimex)
Compartir en Facebook Yucatán se está quedando sin vida marinaCompartir en Twiiter Yucatán se está quedando sin vida marina

Agencias
MÉRIDA, Yuc.- Las actividades antropogénicas (como la industria), la sobreexplotación de especies marinas y el cambio climático son las principales causas de afectación de los ecosistemas marinos y de la pérdida progresiva de innumerables especies.

Al presentar los resultados de un modelo internacional de evaluación de especies, su promotor en México, Jesús Ernesto Arias González, indicó que la continua desaparición de especies marinas y la acción directa del hombre también ponen en riesgo hábitat indispensable para la vida, como los arrecifes.

En rueda de prensa, el profesor investigador del Centro de Investigación y Estudios Avanzados (Cinvestav) del Politécnico Nacional Unidad Mérida señaló que, de acuerdo con cálculos, el 70 por ciento de grupos de peces y macro invertebrados marinos se perdió los últimos 50 años.

Detalló que el estudio se basó en la información correspondiente a seis mil 316 especies que habitan en arrecifes de zonas tropicales en el mundo, descubriéndose que muchas de ella se encuentran en vulnerabilidad, sin posibilidad de reemplazo funcional.

Por lo general, expuso, cuando una especie desaparece pensamos que existe otra capaz de suplantar y compensar las funciones perdidas, pero los hallazgos de demuestran que incluso ecosistemas altamente diversos tienen una elevada pérdida de especies que desempeñan un trabajo particular.

Regiones desprotegidas

Un referente es el llamado “triángulo de coral”, un área marítima del Pacífico en el sureste de Asia y Oceanía, con la mayor diversidad en el mundo, que también tiene una alta pérdida de diversidad funcional a causa de presión sobre las pesquerías y extracción de especies locales.

El investigador también del Laboratorio de Ecología de Ecosistemas de Arrecifes Coralinos del Cinvestav-Mérida añadió que pese al peligro que se corre (para el equilibrio de la vida marina), sólo las regiones de la Gran Barrera Arrecifal y las Áreas Marinas de Hawaii son protegidas.

“Un impacto del hombre en el ecosistema está en los arrecifes de Quintana Roo. En 2000 empezamos el estudio ante de la construcción de un muelle turístico. En 2010 la pesca, el muelle y varias actividades han provocado la pérdida de 43 hectáreas de coral, 70 por ciento de la producción pesquera perdida, así como 40 especies marinas”, resaltó.

Sin embargo, aseguró que aún “estamos a tiempo de hacer reversible esta situación, mejorando el paisaje, es decir, restaurando el ecosistema, pero mientras más tardemos, más graves es el daño”.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios