13 de Diciembre de 2017

Yucatán

Ejidatarios exigen arresto de la alcaldesa de Sotuta

Aseguran que la presidenta municipal se niega a pagarles la renta de unos terrenos que sirven como basurero de la población.

Imagen de la alcaldesa de Sotuta Otilia Blanco Gómez, quien es acusada de encarcelar injustificadamente a ejidatarios. (Milenio Novedades)
Imagen de la alcaldesa de Sotuta Otilia Blanco Gómez, quien es acusada de encarcelar injustificadamente a ejidatarios. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Ejidatarios exigen arresto de la alcaldesa de SotutaCompartir en Twiiter Ejidatarios exigen arresto de la alcaldesa de Sotuta

Luis Fuente/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- Ejidatarios de Sotuta exigieron que la Fiscalía General del Estado actúe para ejercer la acción persecutoria en contra de la alcaldesa de esa municipio, Otilia Blanco Gómez, quien el 15 de febrero los mandó a encarcelar injustificadamente cuando le pidieron el pago de más de un millón de pesos de renta por el uso de un terrero para basurero municipal.

En rueda de prensa, en la Plaza Grande de Mérida, el presidente del comisariado, Arturo Cab Noh, y el secretario de ese organismo, Bartolo Canché Huex, indicaron que el móvil de su arbitraria detención es que la primer edil se ha negado a pagarle los legítimos dueños del terreno en cuestión, quienes son ejidatarios.

Los funcionarios ejidales señalaron que tomaron posesión el 7 de marzo de 2014 y al revisar la situación, se dieron cuenta de que el terreno de cuatro hectáreas que el Ayuntamiento de Sotuta utiliza como basurero municipal desde 1998 no ha pagado la contraprestación correspondiente, pues el inmueble es ejidal.

Por ello, entablaron pláticas con la alcaldesa Otilia Blanco para el pago de la deuda acumulada que es de un millón 734 mil pesos, ya que, según los afectados, es a razón de 102 mil por año, sin contar los intereses y costas del proceso de cobranza.

Indicaron que el 15 de febrero de este año se llevó a cabo una asamblea ejidal en la que la primer edil llevó a un supuesto contador público para explicar cómo estaba el asunto, pero como los ejidatarios le exigieron que se identificara y exhibiera su cédula profesional, la alcaldesa llamó a los policías municipales para detener al comisario y al secretario.

Los dos funcionarios estuvieron en la cárcel municipal durante 33 horas, a pesar de que sus familiares presentaron una queja ante la Codhey.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios