17 de Octubre de 2018

Yucatán

El CIJ también atiende a ludópatas

El organismo creado para ayudar a adictos, sobre todo de sustancias, desde hace tres años da otro tipo de servicios.

El programa radiofónico Salvemos Una Vida fue transmitido esta vez desde las instalaciones del Centro de Integración Juvenil (CIJ) Mérida. (José Acosta/SIPSE)
El programa radiofónico Salvemos Una Vida fue transmitido esta vez desde las instalaciones del Centro de Integración Juvenil (CIJ) Mérida. (José Acosta/SIPSE)
Compartir en Facebook El CIJ también atiende a ludópatasCompartir en Twiiter El CIJ también atiende a ludópatas

Coral Díaz/Milenio Novedades
MÉRIDA, Yuc.- Con el objetivo y deber de informar a la sociedad acerca de la adicción al juego o ludopatía, que ha atrapado a muchos yucatecos, ayer la emisión radiofónica de Salvemos Una Vida transmitió desde las instalaciones del Centro de Integración Juvenil (CIJ) Mérida para dar a conocer las acciones que se realizan para combatir este fenómeno.

Bajo la conducción de Alis García y Esperanza Nieto, durante la emisión transmitida por Amor 100.1 se contó con la presencia del director del CIJ Mérida y Yucatán, Víctor Roa Muñoz, así como de especialistas en el tema, además de personas que dieron sus testimonios y ahora forman parte de Jugadores Anónimos (JA) en la ciudad.

Roa Muñoz indicó que el CIJ atiende problemas de adicciones, principalmente a sustancias, pero desde hace tres años se incorporó la atención a la adicción a los juegos de azar o ludopatía y en este sentido han realizado actividades con instancias como la Facultad de Psicología de la Uady.

De igual forma, el Centro trabaja con Salvemos Una Vida en una campaña para informar a la sociedad sobre los riesgos y daños del juego, y destacar el incremento de la ludopatía en la capital yucateca con el establecimiento de los casinos, las maquinitas tragamonedas que se encuentran en mercados, tiendas y tortillerías, y que también empieza a ganar terreno en el interior del Estado, principalmente entre las amas de casa.

“En ese sentido, tenemos que orientar a la población sobre esta situación que relativamente es nueva; tenemos que hacer conciencia sobre el problema que representan los juegos de azar y que pueden constituirse en una adicción cuando se pierde el control”, apuntó.

Indicó que existe un programa psicológico del CIJ, en algunos casos un tratamiento médico, farmacológico, que se puede complementar con el programa de JA a través de un esquema de 12 pasos Conjuntando ambos modelos de trabajo es mayor la posibilidad de éxito en la rehabilitación de las personas que ya tienen problemas en su manera de jugar.

Afectaciones que llegan a ser mortales

En este sentido, Alis García destacó que el motivo de transmitir el programa desde las instalaciones del Centro de Integración Juvenil es por la importancia que ha cobrado la adicción al juego, que incluso ha llevado a personas a querer suicidarse.

“Ha llegado al grado, y esto lo tiene muy escondido la gente de los casinos, que personas han muerto de infartos dentro de estos establecimientos, y esto se tiene que saber, porque el juego puede desarrollar tanta tensión en la persona que lleva a las personas incluso a la muerte”, refirió.

En este contexto, Roa Muñoz dijo que cuando se menciona que el CIJ ofrece un tratamiento psicológico, también en algunos casos es necesaria la terapia farmacológica porque existe una alteración del sistema nervioso de quienes juegan; hay ansiedad lo que afecta el sistema cardiaco, nervioso y puede derivar en infartos.

“Sí hemos tenido noticias de una persona en especifico que murió en el casino por un infarto y tenemos el conocimiento de dos casos de suicidio relacionados con su manera de jugar, entonces sí es importante alertar a la población sobre los riesgos que hay y que se requiere de todo el apoyo posible, tanto médico, profesional como de autoayuda”, puntualizó.

Reconoció que el juego es muy importante para el ser humano, siempre ha existido en la humanidad y es algo sustancial para desarrollo psicológico como social en los niños hasta los adultos.

“Pero qué pasa cuando de ser algo recreativo, útil y necesario para el desarrollo se vuelve una necesidad que me obliga a dejar otros intereses, reducir mi gama de relaciones sociales como un proceso que no aparece inmediatamente, pero genera daño”, apuntó.

Llenan vacíos

Por su parte, el psicólogo voluntario del CIJ Rodolfo Jiménez Delgadillo, quien ha participado desde que inició el programa de ludopatía, señaló que cuando el juego da ciertas recompensas, cerebralmente se registran, psicológicamente se empiezan a llenar ciertos vacíos o emociones que no se controlan, que son nuevas o que son placenteras y, según la ley del efecto, lo que es placentero se llega a repetir muchas veces por el desarrollo cerebral.

Mientras que socialmente también hay muchas cosas que ayudan a las personas que se sienten solas y en el casino o lugares de juego las tratan muy bien, por lo que es multifactorial, lo que va desarrollando el proceso adictivo de la ludopatía o cualquier otra adicción; son factores biopsicosociales los que inciden en esto.

“La ludopatía es una adicción y como tal debe ser tratada, es necesaria una intervención psicológica, farmacológica si es necesario, porque intervienen factores biopsicosociales”, mencionó.

Dijo que en el trabajo que han realizado en el CIJ han identificado que hay emociones de soledad, depresión; por ejemplo, señoras que sus hijos son grandes, que ya hicieron su vida y se sienten solas en casa porque a lo mejor el marido trabaja o no está.

Alertó que actualmente ya no son sólo personas mayores, sino también los jóvenes empiezan a asistir al casino por todas las promociones.

'El juego no es malo'

“Lo que me gustaría enfatizar es que el juego no es malo, es malo cuando empieza a dominarnos, a ser el centro de nuestra vida, una necesidad, dejo de hacer otras cosas con tal de ir a satisfacer esta adicción”, destacó.

En el programa también estuvo la presidenta del Patronato del CIJ, Laura Castro, quien señaló que en el caso de la ludopatía emprenderán una campaña importante con Salvemos Una Vida, así como de prevención del consumo de la mariguana, a fines de mes, en algunos centros escolares.

“Nuestro patronato, en el cual puede participar cualquier persona que alce la mano, también nos toca realizar actividades en la construcción del nuevo edificio del CIJ, en Periférico Sur que actualmente se encuentra en la primera etapa”, apuntó. El teléfono del CIJ es el 9233287 y 5962828.

“Vuelve a Vivir”

En el programa integrantes del Grupo de Jugadores Anónimos “Vuelve a Vivir” compartieron sus testimonios, ya que se han dado cuenta que de nuevo pueden “volver a vivir” una vida feliz y útil si siguen un sencillo programa de recuperación que ha servido a muchos hombres y mujeres en todo el mundo, ya que han encontrado la solución a los problemas que ocasiona el juego compulsivo y las apuestas.

Este grupo está afiliado a Jugadores Anónimos México, fue fundado en Mérida el 26 de septiembre de 2012 por personas que reconocieron en su momento que solos no podían ante la problemática del juego compulsivo. 

Desde sus inicios, los miembros del grupo han demostrado templanza, entusiasmo y ganas de pasar el mensaje de recuperación al jugador compulsivo que sufre y se encuentra en medio de esta terrible enfermedad progresiva, que incluso puede llevarlos a perder la vida.

Han acudido unas 100 personas a autoayudarse y al poco tiempo de asistir llegan a la conclusión que lo más fácil fue dejar de jugar;.

El local del grupo “Vuelve a Vivir” está en la avenida Alemán número 99-A por 19 y 19 A, el teléfono es 9995756604, el acceso es gratuito.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios