27 de Mayo de 2018

Yucatán

Descubren sitio arqueológico en medio de la ciénega

El lugar cuenta con un atracadero, una gran pirámide y un juego de pelota; está 'protegido por los dioses' debido a su difícil acceso.

Desde Celestún hasta Dzilam se hallaron 500 sitios arquitectónicos. Imagen de uno de los humedales del lugar. (Milenio Novedades)
Desde Celestún hasta Dzilam se hallaron 500 sitios arquitectónicos. Imagen de uno de los humedales del lugar. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Descubren sitio arqueológico en medio de la ciénegaCompartir en Twiiter Descubren sitio arqueológico en medio de la ciénega

Milenio Novedades
MÉRIDA, Yucatán.- En el humedal costero del norte de Yucatán floreció uno de los más importantes complejos portuarios comercial de Mesoamérica, al sostener nexos con las principales ciudades de la región, tal el caso de Teotihuacan, Tikal y Calakmul, informó el especialista del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) Yucatán, Fernando Robles Castellanos.

Remarcó que del tramo de “Las bocas” de Celestún a “Las bocas” de Dzilam se encontraron unos 500 sitios o núcleos arquitectónicos, algunos de ellos, de gran presencia como lo es Xkambó, mientras que otros desaparecieron a consecuencia de la urbanización moderna, como sucedió con Progreso.

Incluso, se detectó un núcleo arquitectónico de 500 metros de largo y misma distancia de ancho, denominado Tzikul, la cual cuenta con un atracadero, una gran pirámide y un juego de pelota, lo que demuestra la importancia del lugar.

Recordó que el proyecto a su cargo data de 1999 y a la fecha son numerosos los hallazgos obtenidos, tal el caso de que esta zona comercial data del 800 aC a 400 de Nuestra Era, por lo que tuvo gran influencia con grandes ciudades de la época.

El especialista se abstuvo de revelar la ubicación exacta de los principales puntos de los humedales costeros, ya que “de esta manera evito el saqueo y destrucción del sitio, y por ende, hay una mejor conservación del lugar”.

Se encontró en el lugar obsidiana verde, concha, y maderas entre otros productos

“El lugar está bien protegido gracias a los dioses, y debido a que está en la ciénaga y los tractores no pueden avanzar, ya que de lo contrario, simplemente se hunden”, acotó.

“La naturaleza protege muy bien estos sitios tan importantes” que formaron parte del gran comercio marítimo, aseveró al comentar que hasta el momento aún no encuentran la puerta de comercialización.

Resaltó la belleza que pudieron contemplar los comerciantes precolombinos, pues para llegar a cada uno de los sitios hay que navegar por la ciénaga.

“Ya recorrí algunos tramos y es impresionante el trayecto, por la belleza del lugar, pues al navegar se observan lagartos, víboras, flamencos, águilas y monos, entre otras especies silvestres”, subrayó.

Comentó que el crecimiento del lugar coincidió con el apogeo de Teotihuacan, que van del 100 al 550 dC.

“Aunque Teotihuacan no influyó notablemente en Yucatán pero hay la presencia de numerosos objetos correspondientes a esta cultura que se desarrolló en el centro del país”, abundó.

Mientras que en el mercado de tal ciudad ya se encontró obsidiana verde, concha, y maderas entre otros productos. 

Complejo portuario
  • Fernando Robles Castellanos  lamentó la desaparición del sitio prehispánico de puerto Progreso, pues se destruyó por la mancha urbana, principalmente, durante el período de 1860 a 1912.
  • Entre el 600 y 700 dC, el complejo portuario del norte del Yucatán ya no estaba a cargo de los mayas yucatecos, pues fue entregado a el Putún, mejor conocido como el Chontal, hoy Tabasco.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios