13 de Diciembre de 2017

Yucatán

Enfrenta los problemas con una buena actitud

Los conductores del programa se refieren a la celebración del Hanal Pixán y la importancia de conservar las tradiciones; proceso terapéutico.

Jorge Barrera y Adela Canales con sus invitados en el programa Salvemos una vida. (SIPSE)
Jorge Barrera y Adela Canales con sus invitados en el programa Salvemos una vida. (SIPSE)
Compartir en Facebook Enfrenta los problemas con una buena actitudCompartir en Twiiter Enfrenta los problemas con una buena actitud

Coral Díaz/Milenio Novedades
MÉRIDA, Yuc.- La actitud de las personas, el Hanal Pixán, así como el apoyo de un proceso terapéutico para afrontar problemas difíciles fueron los temas que se abordaron ayer durante la emisión del programa radiofónico Salvemos una Vida, que se transmite por el 100.1 de La Nueva Amor, bajo la conducción de Adela Canales y Jorge Barrera, acompañados de  Miguel Ángel Tlacatelpa.

Adela Canales señaló que después de estar unos días en la Ciudad de México se dio cuenta que la sonrisa, la actitud y la misericordia le abrieron todas las puertas.

“De verdad se los digo, yo llegué en una situación difícil a la Ciudad de México y con una sonrisa, con un buenas tardes, una actitud amable de gratitud, se empezó  a resolver mi problema”, mencionó.

Comentó que si las personas piden las cosas con amabilidad la gente responderá a esa petición de una manera cordial, alegre, haciendo que el ánimo sea bueno.

Miguel Ángel señaló que lo más interesante es, por ejemplo, cuando se piden los alimentos (desayuno, comida y cena), cuando se preparan con amor, es ahí donde está la verdadera sazón de la vida, del corazón, del Espíritu Santo.

“Se trata de tener actitud, nosotros tenemos dos maneras de ver las cosas, con una buena actitud o con una mala actitud, en una me voy a amargar, en otra voy a sufrir, en una voy a destruirme y a destruir a los demás y con otra voy a construir y a construir a los demás”, apuntó.

El Hanal Pixán

En otro bloque del programa, en el marco del Día de Muertos, Jorge Barrera señaló que el Hanal Pixán o comida de ánimas, cuya conmemoración se realiza en la Península de Yucatán en pueblos o ciudades de origen o de influencia maya. El día 31 de octubre se dedica a los niños, el 1 de noviembre a los adultos y el 2 de noviembre para todos los santos.

“Es una maravilla porque la celebración comienza desde tiempo antes con el bordado de los manteles que utilizan en la mesa del altar, la elaboración de los trastes de barro, las velas, se hace una limpieza general de casa y patio, se pintan las albarradas, es todo un acontecimiento que se hace para que las ánimas que llegan ese día no tengan que hacerlo, pues si llegaran las ánimas antes se pondrían a llorar al ver el trabajo inconcluso”, apuntó.

Adela Canales dijo que la cruz verde, que es uno de los símbolos más emblemáticos de esta celebración, es verde porque era en las haciendas henequeneras y además les ponían un rosario que era la esquina del huipil, del cuello del terno, entonces se le ponía un adorno a la cruz.

Miguel Ángel mencionó que es muy bello que los yucatecos y los mexicanos tengan tradiciones tan hermosas, pero que en ocasiones se distorsionan por costumbres de otros países como es el Halloween.

“Pero es muy lindo conocer estas tradiciones, como las de Yucatán, y que las almas lleguen y vean limpio, porque el problema muchas veces más allá de ver la casa limpia, es también que nos vean con una actitud de pensamiento y sentimiento limpio”, refirió.

Por otra parte, con la finalidad de ayudar a crecer a los demás con sus experiencias, durante la emisión Juan dio a conocer su testimonio de cómo ha sido el  proceso de crecimiento que está llevando a cabo para salir adelante de los problemas que enfrentaba, con el proceso terapéutico que ha tenido con Miguel Ángel Tlacatelpa.

El renacer

Señaló que llega un momento en que el sufrimiento, en el que aparentemente se vive la vida como si fuera un escenario, todo mundo ve que su vida es normal, hay éxitos, triunfos, pero interiormente empiezan a tener proyecciones de que algo no está bien.

“Es esa parte que llega a ser cansada y hay que encontrar otra manera de vivir la vida. Para mí este proceso es todo un renacer porque yo vivo una fantasía de creencias, yo tenía una relación de pareja que no era sana, era una relación destructiva y es difícil plantearse a sí mismo y descubrir que hay un vacío, que hay mucha basura adentro como la codependencia, adicción a la relación destructiva  y muchas otras cosas que nos van haciendo la vida imposible”, agregó.

Destacó que a través de la terapia es difícil y muy doloroso ir en este camino, pero también es muy esperanzador, la vida cambia totalmente, se empieza a tener otra manera de ver las cosas, a experimentar paz.

“Yo en este proceso vivo la separación ya de mi pareja de una manera que fue muy sana, porque he visto cómo amigos y familiares se despedazan, son episodios muy duros, de mucho drama y aquí, asistido por Miguel Ángel, ha sido un proceso armonioso para enfrentar los problemas que tenemos”, expuso.

Mencionó que uno de sus mayores temores era que sus hijas se desmoronaran y cayeran en un drama y ahora está constatado que las niñas están sanas, porque ven que el amor que él y su mamá les dan está protegido y no han manifestado ningún síntoma de que la separación sea algo negativo.

“Nunca creí vivir yo una separación en estos términos, porque no era la primera vez que lo habíamos intentado y era horrible, por lo que a través de un proceso terapéutico ya no se vive eso”, puntualizó el entrevistado.  

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios