13 de Diciembre de 2018

Yucatán

A casi una década de extraña desaparición

Continúa sin resolverse el misterio de un menor al que, asegura la gente, se lo llevaron los 'dueños del monte' para convertirlo en h'men.

Federico Cuesy Adrián, quien en ese entonces era director de la Policía de Hunucmá, participó en la búsqueda. (Jorge Moreno/SIPSE)
Federico Cuesy Adrián, quien en ese entonces era director de la Policía de Hunucmá, participó en la búsqueda. (Jorge Moreno/SIPSE)
Compartir en Facebook A casi una década de extraña desapariciónCompartir en Twiiter A casi una década de extraña desaparición

Jorge Moreno/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- Ya casi se cumplen 10 años y el misterio continúa… Nos referimos a la extraña desaparición de un niño en el municipio de Tetiz; su nombre es Alejandro de Jesús Koyoc Cuytún y su misteriosa desaparición en montes cercanos a su casa y todo lo que ocurrió en las semanas siguientes hacen que sea un caso fuera de lo común.

El municipio de Tetiz se ubica en el poniente del estado y la desaparición del niño trascendió incluso a nivel nacional desde aquel año 2005. Las teorías sobre que fue raptado por aluxes o por el mal viento, y que dentro de unos años más aparecerá convertido en “hmen” se han reforzado.

Pero vayamos por partes: fue en mayo de año 2005 cuando se dio a conocer en varios medios de comunicación la noticia sobre el extravío de un niño en montes cercanos a su casa, en el municipio de Tetiz.

El menor estaba con su abuelo y su hermano menor en el monte, y cuando los llamaron para que fueran a su casa, Alex se quedó retrasado un momento y en menos de 20 minutos se dieron cuenta de que no estaba y comenzaron a buscarlo, pero no apareció por ningún lado.

A pesar de la intensa búsqueda que se habilita de inmediato entre vecinos, voluntarios, policías municipales, estatales e incluso soldados y grupos especializados (incluyendo perros sabuesos), no apareció ningún rastro del niño.

Las autoridades y los voluntarios peinaron amplias zonas del monte de este municipio y sitios aledaños, se pusieron retenes en carreteras estatales (pensando en un posible secuestro) y con el paso de los días y las semanas jamás apareció el pequeño. Se estima que poco más de 400 personas participaron en la intensa búsqueda.

No tenía motivos para huir de casa

Alex tenía en ese entonces 10 años de edad y era poco probable que pudiera sobrevivir solo y sin comida, o a los ataques de animales o situaciones propias del monte; además, no dejó ningún rastro (sangre, alguna prenda de ropa, etc.). Lo más extraño es que no había motivos aparentes para que él decidiera huir de su casa, ya que no tenía problemas con su familia y nunca dio muestras de querer un irse de manera voluntaria.

En ese entonces colaboró en la búsqueda Federico Cuesy Adrián, quien se desempeñaba como director de policía del municipio vecino de Hunucmá, y mostró su extrañeza ante la nulidad de rastros.

Por su parte, el comisario ejidal de Tetiz, Nemesio Poot, dijo que en realidad al niño se lo habían llevado “los dueños del monte” y no estaba sufriendo, sino que lo estaban capacitando y enseñando a hacer ceremonias mayas.

El conocido hmen Laureano Chel Ceballos realizó diversas ceremonias y rituales, y consideró que fue un mal viento el que se llevó al niño y no pudo hacerlo retornar.

Pude entrevistar hace unos años a Severiano Tun Aguilar, quien participó en la búsqueda como voluntario y me dijo: “Tengo más de 20 años de experiencia como rescatista y jamás había visto un caso como éste. Participaron cientos de personas en la búsqueda y es ilógico que no se pudiera encontrar al niño, ya sea vivo o muerto, o algún rastro. Quizás algo que nuestra mente no entiende participó en la desaparición”, comentó, en alusión a lo del “mal viento”.

Cuando se cumplieron cuatro años de su desaparición, un programa de televisión a nivel nacional especializado en fenómenos paranormales viajó hasta Tetiz para cubrir el caso y quedaron sorprendidos ante el mismo.

Hubo quienes afirmaron que al llegar al noveno año Alex (quien ahora tendría 20 años) regresaría como un consumado H Men y se dedicaría a ejercer todo lo que aprendió en todo este tiempo.

Sin embargo, el año pasado ni regresó ni hubo alguna nueva pista, por lo que el misterio continúa y sólo queda esperar si es cierto lo que dijeron otros hmen en el sentido de que se está preparando para ser uno de ellos y reaparecerá tarde o temprano.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios