20 de Septiembre de 2018

Yucatán

Padre e hijo se convirtieron en almas en pena

Con frecuencia, en la noria de un pozo de Mama, dos fantasmas se aparecen en busca, tal vez, del perdón de quienes en vida fueron sus mujeres.

En este pozo, los habitantes de Mama suelen ver los fantasmas de don Batach y de su hijoi. (Jorge Moreno/SIPSE)
En este pozo, los habitantes de Mama suelen ver los fantasmas de don Batach y de su hijoi. (Jorge Moreno/SIPSE)
Compartir en Facebook Padre e hijo se convirtieron en almas en penaCompartir en Twiiter Padre e hijo se convirtieron en almas en pena

Jorge Moreno/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- Hace unos días recibí un correo electrónico de un par de lectores del municipio de Mama, quienes comentan que en las últimas semanas la gente de este poblado ha estado corriendo el rumor sobre un “espanto” que ven cerca de una noria, ubicada muy cerca de la plaza principal.

Mama (conocido también como Mamita) es un municipio yucateco que se ubica al sur del estado, cerca de Ticul y Chapab; este sitio no es muy conocido en el ámbito paranormal, ya que no han ocurrido situaciones de impacto estatal; sin embargo, tras el reporte que me dieron, recordé que ese caso ya tiene varios años.

Este poblado se ubica sobre la carretera del mundo maya (10 km antes de llegar al entronque con Teabo) y de hecho aunque lo de la noria ha sido muy comentado, hay otros casos interesantes.

Se cuenta que hace muchos años, junto a la noria, un señor murió de un infarto; y desde ese entonces “espanta” a quien se acerca a ese sitio, pues ven su silueta como si estuviera tomando agua, o bien, lo ven sentado a un costado.

Le apodaban don “Batach” y cada vez que pasa algo raro por ahí lo atribuyen al alma en pena de este señor; al parecer, el motivo por el cual se manifiesta es que en vida estaba separado de su esposa y se piensa que esta penando en busca de su mujer para pedirle perdón, ya que la señora lo abandonó porque lo descubrió con otra y a raíz de eso ella se dedicó a beber.

Algo muy peculiar de esta historia, según me dijo uno de mis entrevistados, es que a los pocos años de la muerte de don “Batach”, murió su hijo mayor (tenía 19 años) en un accidente laboral en Mérida, pero a raíz de eso también veían su alma en pena en su pueblo natal y junto a la noria, como si de cierta forma viniera a visitar a su también difunto padre.

La silueta de ambos incluso ha sido vista en los alrededores de la iglesia, como si estuvieran penando o yendo a pedir perdón a este lugar santo, ya que al más puro estilo de “tal palo tal astilla”, el hijo también estaba separado de su esposa por motivos de infidelidad.

Y ya que hablamos de la iglesia de Mama, nuestro informantes también señalaron que ahí han visto de pronto rondar a varios niños y escuchar sus murmullos; no están enterados si años atrás hubieran fallecido muchos niños ahí pero la iglesia es tan antigua (al parecer data de más de dos siglos) que no les sorprendería que esas voces que escuchan estuvieran relacionadas con algunas muertes de pequeños durante la guerra de castas o antes.

En los alrededores del pueblo también se habla de la presencia de los Huaychivos, pero consideran que se trata de los brujos de los poblados cercanos de Chapab y Chumayel que iban a hacer ciertos trabajos; aunque comentan la anécdota que a principios del siglo pasado uno de estos “huayes” fue cazado y casi asesinado luego de que en una batida lo atraparon los pobladores porque también “espiaba” a las mujeres de ahí.

Por último me comentaron que en dos ocasiones han visto rondar a una señora que nadie conoce en el pueblo, dicen que es una hechicera que va ahí a hacer sus trabajos y que sus ojos son rojos y brillan en la oscuridad, sin embargo en cuanto a esto no pude recabar más información.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios