21 de Mayo de 2018

Yucatán

Fenómenos paranormales en el 'triángulo de la muerte'

El entronque a Teabo, junto con el de Oxkutzcab y el de la entrada a Peto, siguen registrando accidentes... y extrañas apariciones.

Entronques de carreteras en el sur de Yucatán forman una zona que se conoce como el 'triángulo de la muerte' por los frecuentes accidentes trágicos. (Jorge Moreno/SIPSE)
Entronques de carreteras en el sur de Yucatán forman una zona que se conoce como el 'triángulo de la muerte' por los frecuentes accidentes trágicos. (Jorge Moreno/SIPSE)
Compartir en Facebook Fenómenos paranormales en el 'triángulo de la muerte'Compartir en Twiiter Fenómenos paranormales en el 'triángulo de la muerte'

Jorge Moreno/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- De año y medio a la fecha, han ocurrido seis accidentes mortales en el entronque de la carretera a Teabo, con lo que ese sitio continúa siendo uno de los más peligrosos en Yucatán, a pesar de los señalamientos viales y excelentes condiciones del acotamiento.

Este tramo carretero y otros tres son conocidos como “los entronques de la muerte” o “cruceros de la muerte”, debido a la frecuencia de accidentes viales, varios de los cuales han acabado con la vida de decenas de personas.

Y ha sido precisamente en estos sitios a donde he ido a investigar en varias ocasiones, debido a los frecuentes reportes de fenómenos paranormales que ocurren ahí y en los alrededores de los nichos que se construyen en memoria de las víctimas.

Precisamente en el entronque de Teabo estuve investigando hace algún tiempo, ya que pobladores de este municipio, así como traileros que acostumbran pernoctar en la gasolinera, que se ubica a un costado, me han reportado sobre las apariciones de un niño que de pronto cruza la calle y después desaparece. Afirman que podría ser el alma en pena de un infante que murió en esa parte hace muchos años.

También han visto a un señor fallecido en un accidente automovilístico y a una mujer, pero hasta el momento no hay alguna evidencia concreta (video o fotos), sólo testimonios de los testigos.

Un caso similar ocurre en otro entronque que se encuentra sobre esa misma carretera, pero a 53 kilómetros de distancia hacia el sur (de ahí venía el autobús que embistió al motociclista), es decir, en la entrada al municipio de Peto, pero ahí, aparte de las apariciones fantasmales de una mujer vestida de blanco y de un señor de avanzada edad, también afirman que se practica brujería y magia negra justo donde se ubica una albarrada y una ciclopista.

Veía encapuchados

En ese sector un camionero de pasaje foráneo me platicó que veía a las personas con capuchas negras y con veladoras en las manos cuando él transitaba a altas horas de la noche, o bien, de madrugada: “Creo que eran de una secta satánica, no es normal ver a personas comunes a esas horas; también le tocó ver a uno de mis compañeros el fantasma de una mujer vestida de blanco, que parecía levitar pues sus pies no tocaban el piso”, afirmó.

Pero sin duda el “crucero de la muerte” más conocido por sus historias paranormales es el que se ubica en el entronque de la Ruta Puuc, con los municipios de Akil y Oxkutzcab, el cual está a 23 kilómetros de distancia del crucero de Teabo, formando junto con el de Peto una especie de “triángulo” si los ubicamos en un mapa.

Ahí, hace varios años un automóvil con cuatro personas se estrelló con un tráiler y murieron todos; de hecho, los nichos en su memoria aún se encuentran ahí como triste recuerdo de esa tragedia.

Testimonios de personas que pasan por ahí indican que ven a una joven pidiendo aventón, y esos testimonios se cuentan por decenas.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios