16 de Diciembre de 2017

Deportes

A esta familia yucateca los une el amor a los puñetazos

Los Leal Solís comparten más que sangre y apellido: son amantes del boxeo.

La familia Leal Solís, conformada por los boxeadores Alondra, Roberto, la mamá Cristal, el papá Juan Manuel y América. (Felix Zapata/SIPSE)
La familia Leal Solís, conformada por los boxeadores Alondra, Roberto, la mamá Cristal, el papá Juan Manuel y América. (Felix Zapata/SIPSE)
Compartir en Facebook A esta familia yucateca los une el amor a <i>los puñetazos</i>Compartir en Twiiter A esta familia yucateca los une el amor a <i>los puñetazos</i>

Félix Zapata/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- La familia es parte importante de cualquier ser humano, pero los Leal Solís no sólo compaginan su vida personal, sino la deportiva, y el boxeo es lo que más los une.

En entrevista con SIPSE, los cinco integrantes de la familia (papá, mamá, hermano mayor y dos pequeñas) contaron que el motor que los llevó a juntarse por las tardes en un gimnasio fue el patriarca, Juan Manuel Leal Contreras, (ayudante del manager César Arjona), en un recinto ubicado en la colonia Fidel Velázquez de Mérida.

Con 42 años Juan Manuel, quien peleó 12 combates amateurs, ha inculcado en la familia la disciplina del deporte de las narices chatas y orejas de coliflor.

Lo anterior ha dado como resultado un peleador profesional, su hijo Roberto “Cristalito” Leal, quien subirá por cuarta ocasión al ring el sábado 1 de julio en el Salón Diamante, ubicado en carretera Mérida-Tixkokob. En el mismo escenario, la esposa de Juan, doña Cristal Solís, debutará en peso paja.

“En el 90 estuve peleando y no pude llega a ser profesional, pero mi abuelo y mi padre fueron boxeadores y quise inculcarle a mi familia eso”, dijo Juan, quien es empleado de una empresa de telecomunicaciones.

Recordó que Roberto fue el primero en meterse de lleno al gimnasio. “Lo que pasa es que desde chamaco fue atrabancado, era terrible; pero lo empezamos a disciplinar desde los 12 años”. Agregó que es mucha adrenalina la que tiene en el cuerpo cada que ve a un hijo tirar golpes ante un rival.

Roberto, quien estelariza la velada ante Roberto Torres en peso gallo a cuatro rounds el primero de julio bajo la firma de Yucatán Boxing, comentó que la familia es su motivación, y más ver a sus hermanas, que a pesar de ser más pequeñas ya han empezado a entrenar en este difícil mundo del boxeo.

Fuetes puños femeninos

Mientras tanto, su mamá, doña Cristal Solís, afirmó estar tranquila, pero emocionada por su debut. “Me da gusto el tenerlos acá, dedicarse al box. Sé que es un deporte de mucha disciplina, pero me motiva ver a mi hijo que desde muy chico está metido en esto”.

Aseguró que su inspiración fue ver a su Roberto arriba del cuadrilátero. “Lejos de sentirme con miedo, sentía adrenalina apoyándolo a ganar sus peleas”, dijo la también ama de casa.

Por su parte, la pequeña Alondra, de 10 años de edad, debutará en categoría amateur esa misma noche: “Me siento emocionada, es mi primera pelea y le doy gracias a mi papá porque él me está entrenando y gracias a todo su apoyo he podido avanzar y sé que algún día podré llegar muy lejos”, aseguró la niña, en medio de una voz entrecortada por la emoción de estar reunida con su familia y disfrutando del pugilismo.

“A veces les comentó a mis amigas que boxeo, pero me da pena”, dijo la estudiante de la primaria Solidaridad.

Pero ahí no para la cosa. Y es que América, de 13 años de edad, también se dedica al intercambio de puños y aunque apenas empieza en los entrenamientos se dijo contenta: “Me siento bien porque me ayuda a fortalecer como defensa personal y mi inspiración es mi hermano (...) ojala él sea un campeón”, dijo.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios