15 de Noviembre de 2018

Yucatán

Piden pena máxima para presuntos asesinos de Emma Molina

Los jóvenes tabasqueños podrían ser sentenciados a más de 40 años de prisión.

Además de homicidio, se les acusa de delitos contra la salud y, a uno, por portar  un arma prohibida. (Milenio Novedades)
Además de homicidio, se les acusa de delitos contra la salud y, a uno, por portar un arma prohibida. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Piden pena máxima para presuntos asesinos de Emma MolinaCompartir en Twiiter Piden pena máxima para presuntos asesinos de Emma Molina

MÉRIDA, Yuc.- La Fiscalía General del Estado solicitó las penas máximas para los ejecutores de Emma Gabriela Molina Canto, por lo que podrían ser sentenciados a más de 40 años de prisión, debido a que además del homicidio se les acusa de delitos contra la salud y, a uno de ellos, de portación de armas e instrumentos prohibidos.

Este miércoles se llevó a cabo la audiencia de alegatos de clausura del juicio en contra de los sicarios tabasqueños Jonathan M. Á. y Óscar M. L. T., de modo que de resultar culpables de los delitos que se les imputa, el primero podría alcanzar una sanción de hasta 43 años de prisión, mientras que López Tovilla sería condenado a 46 años de cárcel, ya que se le incluiría la portación de armas prohibidas. La reparación del daño sería de un millón 514 mil 329 pesos.

En las próximas horas, el Tribunal Segundo de Juicio Oral, integrado por los jueces María del Socorro Tamayo Aranda, Verónica de Jesús Burgos Pérez y Sergio Javier Marfil Gómez, emitirá el fallo que se espera que sea condenatorio.

En los alegatos de clausura, los fiscales expusieron que demostraron, más allá de toda duda razonable, que ambos son los autores materiales del asesinato de Emma Gabriela Molina Canto y que, a cambio, recibieron la cantidad de 60 mil pesos.

También hicieron hincapié en que su testigo estelar, César R. R. B., quien también fue detenido por este crimen pero liberado bajo el criterio de oportunidad a cambio de colaborar con las autoridades para el esclarecimiento de estos hechos, aportó datos importantes sobre la planeación, logística y ejecución de este asesinato.

Igualmente señalaron que los peritajes químicos y genéticos demostraron que las manchas hemáticas halladas en una playera que los acusados dejaron en el taxi en el que huyeron y las encontradas en el cuchillo que se les aseguró, pertenecen a la víctima.

En su exposición, los asesores jurídicos de la denunciante Ligia Canto Lugo (madre de Emma) insistieron que las pruebas aportadas en la acusación demostraron que estos dos sujetos fueron enviados por Martín Alberto Medina Sonda para matar a su ex esposa Emma Molina la tarde del 27 de marzo de 2017, cuando la mujer entraba a su casa en el fraccionamiento San Luis de esta ciudad.

A su vez, los abogados de los acusados señalaron que sus patrocinados no son los autores del asesinato que se les imputa, y que la Fiscalía carece de datos de prueba científicos para hallarlos culpables.

De película: Roba camión repartidor de agua purificada

Insistieron en que en el arma que presuntamente utilizaron los ahora acusados carecía de huellas de alguno de ellos, por lo que es muy probable que fuera “sembrada”.

Los defensores pidieron a los jueces del Tribunal Segundo de Juicio Oral que no se dejen presionar por el impacto mediático que este asunto tiene y que vean el desahogo de las pruebas con objetividad.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios