17 de Octubre de 2018

Yucatán

La Fuerza Aérea también vigila el clima

La Base Militar No. 8 en Mérida no sólo tiene bajo su responsabilidad el espacio aéreo, también hace reportes meteorológicos.

En la estación meteorológica de la FAM laboran ocho personas. (Mauricio Palos/SIPSE)
En la estación meteorológica de la FAM laboran ocho personas. (Mauricio Palos/SIPSE)
Compartir en Facebook La Fuerza Aérea también vigila el climaCompartir en Twiiter La Fuerza Aérea también vigila el clima

Martha Chan/Mérida
La comandancia de la Base Aérea Militar número ocho en Mérida no sólo tienen bajo su responsabilidad el espacio aéreo asignado por la Fuerza Aérea Mexicana (FAM) sino que también se encarga de una de las 32 estaciones meteorológicas militares que hay en el país.

En entrevista, el subjefe de la Estación Meteorológica Militar No.8, capitán segundo meteorólogo Rogelio Hernández Martínez, informó que la labor que desempeñan se basa en proporcionar información de las operaciones áreas y militares, y en caso de que se requiere tienen coordinación con las autoridades civiles.

La estación, que se localiza dentro de la Base Aérea Militar Núm. 8, tiene entre sus encargos proporcionar el pronóstico del clima a los altos mandos militares. 

Hernández Martínez explicó que las operaciones áreas son misiones que desempeñan las tripulaciones y aeronaves de la FAM y de las operaciones militares se encargan los elementos del Ejército Mexicano.

En esa estación trabajan ocho personas que tienen dos clases de personal: meteorólogos y oficiales aerologistas.

Recabar datos

Estos últimos tienen la responsabilidad de observar las condiciones atmosféricas, es decir son quienes recaban los datos en el campo.

Tras obtener esos datos se los entregan a los meteorólogos, quienes elaboran el pronóstico de los reportes atmosféricos, así como su registro y difusión; la cual proporciona dentro de la Red de Estaciones Meteorológicas, ubicadas a lo largo del territorio nacional en beneficio de las operaciones que efectúan el Ejército y la Fuerza Aérea Mexicana.

Señaló que la meteorología está conectada a todas las operaciones y puso como ejemplo, que para realizar un vuelo se tiene que verificar cómo estarán las condiciones del clima.

“En el caso de las operaciones militares si se acudirá a un área específica hay que notificar cómo estará el clima para que no afecte a las tropas”, afirmó.

Agregó que la Dirección del Servicio Meteorológico Militar les proporciona información y a la vez también recaban datos de las agencias gubernamentales, como el Servicio Meteorológico Nacional (SMN), en las imágenes de satélite se apoya con la NASA y para los sistemas de huracanes, la búsqueda es directamente con el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos.

Estudios

Para ser aerologista se estudia tres años en la Escuela Militar de Especialistas de Fuerza Aérea, en Zapopán, Jalisco, y después se realiza la licenciatura.

En 1934

De acuerdo con la historia, la enseñanza de la meteorología con propósito militar se inició en 1934, cuando la Comisión de Estudios Militares de la entonces Secretaría de Guerra y Marina, nombró director de un curso al comodoro Leopoldo Hernández Aceves.

En ese entonces, se formó el Servicio Meteorológico Militar con 11 Jefes y oficiales de las armas.

En 1937 el personal recibió órdenes de la Dirección de Aeronáutica Militar para integrar el Servicio Meteorológico del Ejército, cuyo reglamento fue publicado en el Diario Oficial del 7 de octubre de 1937. 

En 1943, terminaron sus estudios un jefe, 12 oficiales y seis de tropa, formando el segundo grupo de meteorologistas militares. 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios