16 de Enero de 2018

Yucatán

Hay de maestros a maestros

Interesante recorrido por métodos educativos aplicados en Yucatán, hasta llegar a los maestros sindicalizados de nuestros días.

Los padres son los primeros educadores y no pueden delegar esa responsabilidad a terceras personas, es decir, a los maestros. (SIPSE)
Los padres son los primeros educadores y no pueden delegar esa responsabilidad a terceras personas, es decir, a los maestros. (SIPSE)
Compartir en Facebook Hay de maestros a maestrosCompartir en Twiiter Hay de maestros a maestros

Sergio Grosjean/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- Gran sorpresa resultó la noticia de la detención de Elba Esther Gordillo, quien  al regreso uno de sus fastuosos viajes a los Estados Unidos, fue aprendida en el aeropuerto de Toluca, imputándole varios delitos que harán muy difícil que salga libre.

Lo chistoso del caso, es que ahora resulta que la administración de Calderón, por no citar la de Fox o Zedillo, no estaban enterados de la forma en que operaba la lideresa que impuso Salinas, a sabiendas de que con el simple hecho de tener dos pequeñas casuchas en San Diego California con valor de casi 10 millones de dólares, era más que suficiente para enjaularla por el resto de sus días.

Esto era vox populi, al grado, que amigos que estuvieron en la zona donde poseía estas lujosas propiedades, supieron de ellas hace más de 5 años, cuando el taxista que los transportaba les enseñó las casas. Este es un caso, hay otros muchos que están a la vista, incluso en nuestro estado, y ya veremos si Rolando Zapata sigue el ejemplo de Peñanieto.

Pero, al hablar de un tema relacionado con la educación, vale la pena que los yucatecos recordemos que desde los antiguos mayas la educación fue parte importante de la sociedad. Habiendo llegado la conquista, los franciscanos fueron los primeros maestros de la juventud yucateca; y esta orden religiosa rebasó lo que era propiamente era la enseñanza religiosa, ya que sus actividades comprendieron nos solo aspectos como la instrucción del catecismo, sino que abarcaron espacios como la educación especializada para los descendentes de la nobleza indígena, la cultura de oficios, así como la enseñanza particularizada de las niñas indígenas.

Por su parte, las fundaciones de los jesuitas, quienes después de haber tenido a su cargo la educación, en competencia con los franciscanos durante 147 años, fueron finalmente expulsados de la península en 1767, por lo que el valioso contingente del seminario conciliar de San Ildefoso absorbió  toda la vida docente del estado entre los años de 1751-1867.

Luego del triunfo de la independencia, se motivaron leyes de instrucción pública expedidas por los primeros congresos republicanos, y de allá que dieran por resultado la fundación de la Universidad Literaria en 1824, adscripta al Seminario Conciliar de San Ildefonso, y las escuelas primarias en Mérida y en las principales poblaciones peninsulares. En 1833 se crea en la Universidad Literaria  la cátedra de “cirugía práctica y medicina”.

Interesantes metodos pedagócos

Por aquellos tiempos, se logró el establecimiento de las escuelas lancasterianas y algunos colegios particulares y de la primera escuela oficial de niñas 1846. Al respecto del famoso método, en este,  se utilizaba una técnica pedagógica por la cual los alumnos más avanzados enseñaban a sus compañeros; se calcula que un solo maestro podía enseñar de entre 200 y 10000 alumnos, y uno de los beneficios más importantes era que se reducía de importante manera el costo de la educación.

Al respecto de este interesante método, ¿le encuentra alguna relación con los políticos mexicanos?

Pero al hablar de escuelas y enseñanza, también es interesante mencionar la cita del ilustre Juan de Dios Cosgaya: “Mientras no haya Escuela Normal de profesores para ilustrar y unificar la enseñanza, nunca podremos llegar a nuestro principal objeto, de abrir las puertas del saber a la niñez y a las masas populares”.

Finalmente, su añorado sueño se cumplió el 1 de octubre de 1868, día que se abrió la Escuela Normal bajo la dirección del Lic. Olegario Molina.

Pero hoy, en pleno siglo XXI, al ver que a muchos maestros se les adeuda salarios atrasados de meses atrás, y sus líderes sindicales, en vez de apoyarlos, los exprimen con cuotas que les descuentan automáticamente, y que luego son utilizadas para mantener los lujos y excentricidades, allá  nos explicamos la razón por la que la educación en México está como está.

Finalmente, quisiera trasmitirle algunos consejos que la maestra Julia Inés nos hizo saber en referencia a algunas observaciones que muchos maestros que no se atreven a decirle a los padres:

1) A su hijo le faltan más límites en casa: póngaselos antes que sea demasiado tarde
2) Si en su casa no hay suficiente diálogo, solo 15 minutos por día marcarían la diferencia.
3) No deje tantas horas a su hijo frente al televisor
4) No se queje que su hijo está sobrecargado, pues si el niño no estudia ahora ¿cuándo lo hará?
5) Si le enseña buenos modales en su casa, le facilitará las cosas al maestro
6) No sobrecargue a su hijo de actividades extra curriculares pues va en contra de su rendimiento
7) Las capacidades de su hijo son inferiores a lo que usted cree
8) ¿Usted quiere a su hijo? dele más cariño
9) Aunque su hijo parezca grande, todavía lo necesita
10) Los padres son los primeros educadores y no pueden delegar esa responsabilidad a terceras personas, es decir, a los maestros.

Mi correo es [email protected]

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios