21 de Julio de 2018

Yucatán

Jóvenes emprendedores apuestan por la salud móvil

Álvaro Cortés Manica transforma los sistemas de salud en negocios innovadores y de desarrollo enfocado al medio rural.

La empresa Medicatrix nace por la necesidad de ofrecer soluciones de salud económicas. (Milenio Novedades)
La empresa Medicatrix nace por la necesidad de ofrecer soluciones de salud económicas. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Jóvenes emprendedores apuestan por la salud móvilCompartir en Twiiter Jóvenes emprendedores apuestan por la salud móvil

Cecilia Ricárdez/SIPSE
MÉRIDA, Yucatán.- En el contexto actual en el que las tecnologías de la información son parte de la vida cotidiana, Álvaro Cortés Manica ve una oportunidad de negocio con impacto social y económico; se trata de soluciones de salud móvil, en su caso enfocado al medio rural. 

El joven emprendedor con máster en Ingeniería Biomédica y especialista en Tecnologías de la Información y Comunicación aplicadas a la salud, inició la empresa Medicatrix, como una idea durante la época de estudiante y la fue madurando hasta darle forma, primero al lado de su hermano Alejandro y actualmente con el estudiante, Abner Grajales Concha, con quien promueve la marca Salud Market, de la cual se desprende un producto que aporta herramientas para generar información para la toma de decisiones sobre programas de salud pública en zonas rurales y que funciona con energía solar.

Esta propuesta forma parte de la Red Internacional de Proyectos MHealth “Hub Health Unbound”, bajo la visión de transformar los sistemas de salud: modelos de negocios innovadores. 

Con la incorporación de estas nuevas tecnologías a los servicios de salud los jóvenes pretenden contribuir al desarrollo tecnológico con este enfoque y en México.

¿Cómo nace la empresa?

Medicatrix nace por la necesidad de ofrecer soluciones en el área de salud; estamos ofreciendo soluciones de salud móvil de manera económica y que se aprovechen las tecnologías de comunicación e información que existen actualmente. Desde historia clínica electrónica, moniteoreo remoto a pacientes, hasta implementaciones como intercambio de imágenes médicas, dependiendo de las necesidades. 

Dentro de la empresa, desarrollamos la marca Salud Market, como producto se trata de un maletín, nube y aplicación que proponemos porque en las zonas rurales no existe una detección de enfermedades completa y eficiente, además de los padecimientos de síndrome metabólico que están prevaleciendo en México, como es la hipertensión, la obesidad, y diabetes.

Es una solución móvil, económica y escalable aprovechando el auge de las tecnologías de la información como los teléfonos celulares, aprovechar este tipo de comunicación, para tomar registros y enviarlos a un servidor o un sistema de base de datos 

¿Qué categorías de la atención médica cubren?

Prevención, detección, seguimiento, cuidados a largo plazo. Nuestra innovación es aprovechar la infraestructura tecnológica que un dispositivo móvil tiene para ofrecer un servicio de atención médica.

¿De qué se trata su propuesta de salud móvil rural?

Un maletín con dispositivos médicos como báscula, glucómetro, termómetro, baumanómetro que permita hacer exámenes de diagnóstico para una detección de posibles patologías, como diabetes, hipertensión y obesidad, principales enfermedades que afectan a la población mexicana con la finalidad de obtener de información importante relativa al padecimiento, con la característica principal que estos datos se suben a una plataforma a la que se puede tener acceso en tiempo real y poder revisar y llevar un seguimiento de la salud de los pacientes.

De igual manera ofrece video-consultas en tiempo real, lo cual permite dar atención médica a la población que vive en la comunidad rural.

Esta información ayuda a tomar decisiones y, además, se cuenta con una tableta que funciona con una celda de energía solar y una batería recargable, complementado con el software en la nube y la aplicación móvil.

¿Cómo resolvieron el tema financiero para empezar su proyecto?

Con inversión propia, pero continuamos buscando financiamiento para poder escalar este proyecto. Actualmente estamos validando el producto y probando resultados.

¿Cómo se armó el equipo?

Primero comencé con mi hermano con el prototipo del maletín y en ese momento detectamos que el sector salud, además del producto, querían información para tener un seguimiento de las enfermedades. Necesitábamos gente que programe y se suma Abner (estudiantes de Ingeniería en Tecnologías de la Información de la Universidad Tecnológica Metropolitana) para desarrollar la plataforma y la aplicación, que se encarguen de la parte técnica. Yo estoy encargado de colocar el producto en concursos y manejar el negocio. 

¿Qué impacto ha tenido su trabajo?

En una primera etapa trabajamos con la Dirección de Salud del Ayuntamiento de Mérida. Recientemente nos contactaron de Bolivia, pero estamos pendientes por el tema de la certificación. Estamos en ese proceso. También Chile está interesado porque en esos países las condiciones de salud son parecidas a la de nuestro país. 

El proyecto Salud Market fue seleccionado entre los mejores de la fase regional Cleatech challenge 2014, sobre desarrollo de iniciativas amigables con el medio ambiente.

¿Cuáles son los siguientes pasos para la marca?

La creación de más producto en el ramo de la salud, pero en plantas y animales, aunque nuestra prioridad son los humanos. Estamos en la fase de dar a conocer la marca y el maletín, el software y la app. Queremos atraer más inversión para financiar la expansión.

¿Cuál es el panorama de la competencia en su ramo?

Actualmente no hay iniciativas como ésta en nuestro país, pues todas están enfocadas en ofrecer productos y servicios a hospitales urbanos dejando la zona rural sin atención. Nuestro diferencia básica es que conocemos el mercado donde estamos trabajando debido a la experiencia adquirida por parte de los participantes del proyecto, además somos pioneros y estamos introduciendo el concepto de MHealth en las zonas rurales de México por lo cual vemos una gran innovación en nuestro modelo.

El factor joven ¿Cómo ha influido en su proceso de emprendimiento?

El camino que tenemos que recorrer como emprendedores es un poco más lento porque son proyectos costosos y, a pesar de que no lo tengamos de inmediato, seguimos trabajando con inversión propia, apoyo de doctores, médicos y gente capacitada en el área de tecnología para hacer crecer el proyecto.

¿Cómo se asesoran para enriquecer su proceso?

Con los integrantes del Despacho CEBM que nos apoyan en el área de negocios, finanzas, administración y hasta asesoría psicológica.

¿Qué consejos compartirían con contemporáneos emprendedores?

Lo más importante es la tolerancia porque es un proyecto nuevo y dominar el tema porque tratamos con directores y funcionarios. 

Confíen en su idea, esto es una carrera de perseverancia y paciencia. Vamos a cumplir casi dos años desde que iniciamos el proyecto, pero la idea comenzó desde hace casi cuatro años durante mi maestría en España, y ha sido poco a poco, pero no hay que desistir.

No dejen de trabajar, pero siempre hay que poner a prueba el proyecto, porque si no sirve, aunque sea duro hay que enfocarse en otro, no las desechen, las guardan y las maduran...eso es emprender.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios