22 de Febrero de 2018

Yucatán

Inspiran a unirse al Club de los Optimistas

Fe, entusiasmo y servicio son los pilares de este movimiento, enfocado en la salud emocional y espiritual de las personas.

Mariliz Escalante y Alis García recibieron a María Esther Aguirre (centro), presidenta del Club de los Optimistas. (Jorge Acosta/SIPSE)
Mariliz Escalante y Alis García recibieron a María Esther Aguirre (centro), presidenta del Club de los Optimistas. (Jorge Acosta/SIPSE)
Compartir en Facebook Inspiran a unirse al Club de los OptimistasCompartir en Twiiter Inspiran a unirse al Club de los Optimistas

Coral Díaz/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- Con el exhorto a tener una vida feliz y plena, María Esther Aguirre, presidenta del Club de los Optimistas, formó parte de la emisión del programa de radio Salvemos Una Vida, el cual se transmitió en el marco de la  87 Convención del Consejo Consultivo de la Cámara de la Industria de la Radio y Televisión.

Bajo la conducción de Alis García y Mariliz Escalante, se invitó a los radioescuchas a tomarse un tiempo de su jornada para estar consigo mismos y reconocer el valor interior que pueden potenciar en hechos para alcanzar la felicidad.

María Esther Aguirre, fundadora  del Club de los Optimistas (Asociación Ayuda y Optimismo), desde hace 25 años promueve la energía positiva que permite al ser humano enfrentar los problemas de la vida con buen ánimo y perseverancia, descubriendo lo positivo y descubriendo la forma de cómo vivir mejor y ser más feliz.

Además del optimismo, la fe, el entusiasmo y el servicio son los pilares de este movimiento enfocado en la salud emocional y espiritual de las personas.

“El proyecto nació cuando fui a ver la película, Con las manos vacías, me impactó, porque era la historia de un hombre que tenía  todo: amor, dinero prestigio y luego tiene un accidente, queda mal y se ve las manos y dice, es que no me puedo morir con las manos vacías. Entonces pensé: yo quiero llegar con Dios con las manos llenas, y pensé qué puedo hacer. Todos tenemos dones y todos podemos aportar y así fundé el primer club de los optimistas”, recordó María Esther.

Explicó que para lograr los objetivos de esta agrupación,  ofrecen conferencias de superación personal, desarrollo humano, todo enfocado para que las personas, por sí mismas, encuentren la respuesta de su sentido de vida y sean conscientes de su valor para sí y quienes lo rodean.

“Cuando nace un niño es un campeón, no hay bebés acomplejados, con el paso de los años su entorno se encarga de etiquetarlos, con adjetivos como tonto, inútil, y otros que hacen de ese campeón en alguien desconfiado, que siente que no vale y lastiman su autoestima. En el club, lo más importante es elevar la autoestima, con la promoción de valores, del pensamiento positivo, del espíritu de servicio. Hay gente que se enferma y lo único que le falta es darle sentido a su vida, para saber cuál es su misión, descubrir sus talentos, para que estén felices, disfruten y puedan cosechar muchos éxitos”, abundó.

Alis García agregó que el hecho de encontrar ese objetivo y fortalecerlo en el servicio, brinda una visión más amplia de la vida, y lejos de quejarse por los problemas menores, identifica a quienes de verdad  experimentan calamidades y buscan la manera de ayudar.

“La gente identifica más rápido sus defectos que sus cualidades, porque se viven hacia el exterior, lo que se tiene, cuando la mejor riqueza está en el interior, la espiritualidad, Dios, cuando dedicamos tiempo con nosotros mismos. Por eso les aconsejamos que aprendan a estar consigo mismos,  ser sus mejores amigos, hay gente que no soporta estar con ellos. Los invitamos a escribir para qué son buenos, que se den cuenta que quien los creó los quiere, y los quiere felices”, apuntó. 

Para lograr este estado de encuentro introspectivo, aconsejó separar un momento del día en soledad, silencio y practicar la respiración profunda. 

“Esta campaña de optimismo cumple 25 años en octubre, a pesar de las dificultades y la lucha, esto gracias a que medito diario, porque cuando no tienes ese cimiento para comunicarte contigo mismo y Dios, la vida es más difícil”, recordó.

Durante su participación, María Esther compartió el testimonio de una mujer que intentó suicidarse, pero escuchó en la radio sobre el club, se acercó, se  unió a la causa y ahora líder del club Ecatepec, en México.

“Lucy atiende a la gente con mucho amor, se siente importante, indispensable y con sentido de vida. Así podemos transformar nuestra vida, todos tenemos talento y hay que descubrir para qué venimos al mundo. Por favor descubre su grandeza, todo está en nuestro interior, pero debes de tomarte el tiempo para conocerte, el amor a ti mismo es el principal pilar para ser feliz”, reflexionó.

Consejos para ser felices, según el Club del Optimista:

  • Ama a la gente. Todo te regresa.
  • Alegra a quien esté triste.
  • Perdona siempre. 
  • Recuerda tus éxitos. No pienses sólo en lo que salió mal sino enfocarnos en sentirnos triunfadores.
  • Ser positivos en todo. Creamos con el pensamiento, creer, palabras y hacemos, si se cambia desde el pensamiento.
  • Sonríele a la vida.
  • Crea una ola de optimismo. Que primero en tu casa estén felices y luego ir escalando con amigos, vecinos, compañeros de trabajo, sociedad.
  • Atrévete a ser feliz. No te boicotees.
  • A todo ponle entusiasmo y amor. 

“Hay un secreto para influir en el cambio de las personas conflictivas, de malos sentimientos: visualízalo amable, comprensible, amoroso, siéntelo, porque nosotros creamos con nuestro pensamiento y esa persona irá despertando al amor.  Felicidad no es estar de fiesta, sino también en la paz, ayudando y sirviendo. No hay que esperar  que en la vida haya problemas,  mejor piensen que son retos y así enfrentarlos”, concluyó.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios