18 de Septiembre de 2018

Yucatán

Joven protesta en lo alto del Palacio de Gobierno

Al principio se pensó que intentaba suicidarse, pero al bajar dijo que lo hizo porque "el Gobierno no le ha dado ni seguridad ni tranquilidad'.

El joven desde lo alto del Palacio de Gobierno de Yucatán. (Cuauhtémoc Moreno/SIPSE)
El joven desde lo alto del Palacio de Gobierno de Yucatán. (Cuauhtémoc Moreno/SIPSE)
Compartir en Facebook Joven protesta en lo alto del Palacio de GobiernoCompartir en Twiiter Joven protesta en lo alto del Palacio de Gobierno

Adán Escamilla/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- Un joven que padece de sus facultades causó alarma este mediodía en pleno centro de la ciudad, pues subió hasta la azotea del Palacio de Gobierno con intenciones de apoderarse de la bandera que ondea en lo alto.

Las personas que se percataron del temerario acto del joven pensaron al principio que tenía intenciones de suicidarse, y más se alarmaron cuando vieron que se acercó a la bandera, pues supusieron que pretendía arrojarse al vacío envuelto con el lábaro patrio, como relata la historia de los Niños Héroes.

Sin embargo, una vez que bajó se identificó como Luis Manuel Sánchez Otero, y dijo que estaba protestando porque el Gobierno no le ha dado ni seguridad ni tranquilidad.

Según se informó, el joven tiene desórdenes psiquiátricos y hace unos días salió del Hospital Psiquiátrico. Sin embargo, no tomó el medicamento que lo mantiene bajo control y por eso cometió el acto que mantuvo con el alma en vilo a muchas personas en el centro de Mérida.

Poco después llegó el padre de Sánchez Otero, y explicó a los policías los problemas mentales que tiene su hijo y aseguró que no estaba drogado.

Brincando azoteas

Según se informó, el joven llegó al centro de Mérida, entró a un local de Alcohólicos Anónimos que está sobre la calle 62 entre 59 y 61, y por allá habría llegado a la azotea. Acto seguido, estuvo brincando hasta que llegó a la de Palacio de Gobierno, donde intentó trepar al astabandera y bajar la enseña nacional, pero no lo consiguió. 

Ya para eso varias personas en la calle estaban temerosas de que se arrojara al vacío. También ya habían llegado agentes de la Policía Municipal de Mérida para pedirle que bajara.

El hombre caminó sobre las azoteas del Pasaje Picheta y luego bajó por un edificio que está sobre la calle 62 hasta salir a la calle, donde ya lo esperaban los agentes para someterlo, lo cual se hizo sin violencia porque Sánchez Otero no estaba agresivo, pero sí un poco alterado.

No quería suicidarse

Explicó que no quería matarse, sino que estaba protestando contra el Gobierno porque no le ha dado ni seguridad ni tranquilidad. 

Agregó que hace unos días salió del Psiquiátrico y que recientemente no había tomado los medicamentos que le han prescrito para que se mantenga bajo control.

A los pocos minutos llegó el padre, quien explicó que su hijo no estaba drogado sino que tiene desórdenes psiquiátricos. También pidió a los policías que lo trasladen al Hospital Psiquiátrico para que continúe su tratamiento.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios