23 de Septiembre de 2018

Yucatán

Las vocaciones religiosas nacen de familias unidas

El Cardenal Juan Sandoval Iñiguez reconoce que afecta los cambios de la época al núcleo familiar.

El cardenal Sandoval Iñiguez concelebró misa con los arzobispos de Yucatán y de Acapulco, Emilio Carlos Berlie Belaunzarán y Carlos Garfias Merlos, respectivamente. (Wilberth Argüelles/SIPSE)
El cardenal Sandoval Iñiguez concelebró misa con los arzobispos de Yucatán y de Acapulco, Emilio Carlos Berlie Belaunzarán y Carlos Garfias Merlos, respectivamente. (Wilberth Argüelles/SIPSE)
Compartir en Facebook Las vocaciones religiosas nacen de familias unidasCompartir en Twiiter Las vocaciones religiosas nacen de familias unidas

Martha Chan/SIPSE
MÉRIDA, Yucatán.- El último día de trabajos de la Convención Nacional Serra México-Centroamérica (Cnsmca) en Mérida cerró con una conferencia a cargo del Cardenal Juan Sandoval Iñiguez, Arzobispo Emérito de Guadalajara, quien dijo que la familia es fundamental para las vocaciones, “pero hoy está siendo afectada por los cambios de la época y sufre embates a los pilares que la mantienen, como son la indisolubilidad, la fidelidad y la procreación”.

El Arzobispo Emérito ofreció la conferencia “Vocaciones, regalo de Dios”, donde se enfocó a las situaciones actuales que dificultan el surgir de la vocaciones y su formación.

A los jóvenes si se les da amor y no se les exige, serán débiles de carácter y si se les exige sin darles amor, serán rebeldes

Señaló que el futuro de la Pastoral Vocacional depende del compromiso de cada persona y de cada uno de los que forman la iglesia.

Indicó que la familia juega un papel importante en las vocaciones, pero la estructura social actual hace que pocos estén dispuestos al sacrificio y a rechazar al esfuerzo, de allí la desintegración, la falta de transmisión de la fe y a la formación religiosa por parte de los padres. 

“Del divorcio tan frecuente se da hoy el paso a la cultura de parejas o de encuentros ocasionales, desligando el ejercicio de la sexualidad del matrimonio; se percibe, además, que la mayoría de las familias ha abandonado la educación en la fe y en los valores cristianos a sus hijos con la eficacia con que antes se hacía. Es evidente que si no hay familia no habrá vocaciones, pues éstas nacen y maduran en el seno familiar”, advirtió.

“Las familias de muchos seminaristas están rotas o afectadas por separaciones, alcoholismo, uniones de hecho y abusos sexuales. Con mayor frecuencia ingresan a nuestros centros de formación sacerdotal hijos de padres indiferentes, no creyentes, incluso de otras confesiones religiosas”, mencionó.

Mons. Sandoval Iñiguez pidió a los papás “no ser alcahuetes” de sus hijos y educarlos con base en las premisas de darles mucho amor y exigirles mucho.

“Si les dan mucho amor y no les exigen entonces los jóvenes serán débiles de carácter y si les exigen sin darles amor los harán rebeldes”, aseveró.

Añadió que muchos jóvenes llegan a los seminarios carentes de todo lo fundamental en la educación, “no leen, no escriben y cero formación religiosa, dependen del celular y del Internet, en el que pierden el tiempo y pueden navegar en toda clase de inmoralidades”, advirtió. 

Llamado de la iglesia

Mientras tanto, el Cardenal Juan Sandoval Iñiguez, Arzobispo Emérito de Guadalajara, manifestó que en Michoacán el acoso del crimen organizado es muy fuerte y no sólo lo ha sufrido el Obispo de Apatzingán, Mons. Miguel Patiño, sino varios sacerdotes, por lo que espera que las autoridades pongan “remedio”. 

“La iglesia tiene que llamar a la conciencia de los gobernantes, policías y ciudadanos para abandonar esos caminos de violencia”, manifestó el Cardenal. 

Reveló que la juventud actual en México vive una filosofía de “comunión” con el crimen organizado al gozar la vida fácilmente, por lo que se debe seguir con la nueva evangelización, que en su momento pidió Juan Pablo II. 

Luego de oficiar la misa en homenaje al Beato Junípero Serra, por el 300 aniversario de su natalicio, se refirió a la seguridad de los jerarcas de la Iglesia, aunque dijo que su tema principal y por el que había llegado a Mérida era para hablar sobre las vocaciones en la Convención Nacional Serra.

Refrendan el espíritu del trabajo apostólico

Por otro lado, luego de movitar el espíritu de la Pastoral Vocacional y fortalecer los apostolados Serra, ayer concluyeron los tres días de trabajo de la convención anual de esta agrupación católica, la cual cedió la estafeta de su próxima reunión a Monseñor Carlos Garfias Merlos, Arzobispo de Acapulco.

Al respecto, el presidente del Comité Ejecutivo del Consejo Nacional Serra, Julio Cámara López, comentó que las conclusiones de la Convención Nacional Serra México-Centroamérica (Cnsmca) en Mérida, será procesada dentro de un mes en las 35 Diócesis, ya que hubo mesas de análisis donde se concentraron los temas para impulsar las vocaciones sacerdotales, religiosas y laicas.

Analizarán en 35 diócesis conclusiones sobre el impulso eclesial de la vida consagrada

Por su parte, el nuevo presidente de Cnsmca para el 2014 y 2016, el yucateco Mauricio Tappan Repetto, expresó que esta convención se desarrolló en un ambiente fraterno y de convivencia, donde todos los apostolados recuperaron el espíritu de la Pastoral Vocacional y fortalecieron el acompañamiento en la formación sacerdotal.

Tappan Repetto comentó que espera que en la próxima convención en Acapulco el trabajo sea similar al que se realizó en Mérida, reactivando la motivación del Apostolado Serra y el espíritu evangelizador.

Por su parte, Monseñor Garfias Merlos expresó que tendrán un año para preparar la próxima convención que continuará promoviendo la familia, como fermento de vocaciones.

“El Apostolado Serra en Acapulco cumplirá 50 años en el marco de la convención en Acapulco, por lo que habrá doble celebración, de manera que el trabajo ya comenzó a ser coordinado para trabajar en el aspecto vocacional”, indicó.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios