26 de Septiembre de 2018

Yucatán

Parálisis facial, mal común en Yucatán

Cambio brusco de temperatura, estrés y edad son algunos factores de riesgo para este mal.

Giovanna Gómez Arredondo, médico especialista en medicina de rehabilitación en el IMSS Yucatán. (Milenio Novedades)
Giovanna Gómez Arredondo, médico especialista en medicina de rehabilitación en el IMSS Yucatán. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Parálisis facial, mal común en YucatánCompartir en Twiiter Parálisis facial, mal común en Yucatán

Milenio Novedades
MÉRIDA, Yucatán.-En Yucatán, factores como los cambios bruscos de temperatura (pasar del calor al aire acondicionado, o viceversa), hacen que en el Estado sea más alta la incidencia de la parálisis facial indicó la doctora Giovanna Gómez Arredondo médico especialista en medicina de rehabilitación del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) Yucatán.

El estrés también es un factor que se debe tomar en cuenta cuando se presenta esta afección; la doctora informó que ocupa el séptimo lugar en la consulta en el Seguro Social Yucatán.

La parálisis facial es una enfermedad que se basa en la alteración del séptimo par craneal –mejor conocido como nervio facial- se da súbitamente, aunque tiene algunas características con respecto a la edad y a los factores de riesgo.

No se sabe la causa, sin embargo hay dos teorías que son las más frecuentes: una de origen vascular que se basa en alteraciones de pequeñas arterias que se encuentran cerca de un nervio del oído externo. 

Mientras que otra de las teorías probables es de origen viral, ya que se cree que también hay un proceso previo inflamatorio y que esto puede condicionar la inflamación propia de este nervio; al virus que más se ha asociado con la parálisis facial es el del Herpes zóster, (el que condiciona la varicela). Por lo que se cree que una vez que tenemos este tipo de cuadro se queda almacenado y por circunstancias medioambientales se vuelve a despertar y desencadena la enfermedad. 

Signos: dolor de cabeza, en el ojo, sensación de entumecimiento de la lengua, lagrimeo, dificultad para masticar, sensación de que se desvía la boca

En cuanto a los factores de riesgo, los más frecuentes son el embarazo, enfermedades metabólicas como diabetes, hipertensión, procesos infecciosos ya sea a nivel de oído, garganta; así como infecciones de piel que estén cercanas al oído. Otros factores pueden ser procesos traumáticos, golpes y tumores.

Es una enfermedad que se caracteriza por ser unilateral, esto quiere decir que rara vez se presenta en las dos partes de la cara y se da una parálisis o pérdida de fuerza en una mitad de la cara

Los signos que el paciente puede presentar son: dolor de cabeza, en el ojo o auricular; sensación de entumecimiento de la lengua, lagrimeo, dificultad para masticar, sensación de que se desvía la boca o que se sale la comida de lado y dificultades para cerrar el ojo.

Es muy importante que si el paciente nota alguna de estas manifestaciones acuda inmediatamente a su Unidad de Medicina Familiar (UMF) ya que el tratamiento debe iniciarse  dentro de las primeras 72 horas para evitar secuelas.

El médico explicará al paciente sobre la evolución de la parálisis, mencionará las posibilidades que tiene de recuperación y la importancia de que coopere con el tratamiento. De igual manera, se le enseñarán ejercicios terapéuticos para que realice en casa. 

Por otro lado, no son recomendables los aparatos eléctricos ya que pueden generar una de las complicaciones que presenta la parálisis facial: movimientos anormales que se denominan sincinesia -lo que se conoce como tics- o espasmos faciales, es por esto que siempre se exhorta a que el paciente se apegue al tratamiento que el médico le indica, finalizó la especialista del Seguro Social en Yucatán.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios