18 de Septiembre de 2018

Yucatán

Carreras, ansiedad y lágrimas por presentar

Miles de jóvenes llegan apurados a las sedes de las evaluacions del Exani-I en planteles de bachillerato de la Uady.

Miles de jóvenes llegan apurados a las sedes de las evaluacions del Exani-I. (Amílcar Rodríguez)
Miles de jóvenes llegan apurados a las sedes de las evaluacions del Exani-I. (Amílcar Rodríguez)
Compartir en Facebook Carreras, ansiedad y lágrimas por presentarCompartir en Twiiter Carreras, ansiedad y lágrimas por presentar

Milenio Novedades
MÉRIDA, Yucatán.- A diferencia de cada sábado, Marco Antonio Castellanos se levantó desde las seis de la mañana, es decir, más temprano que de costumbre sobre todo, que por lo general, lo hace después de las nueve horas. Desayunó rápido, metió en una carpeta, una identificación oficial con foto y el pase de ingreso, que días antes imprimió y se fue a presentar el Examen Nacional de Ingreso al Bachillerato (Exani-I) del Centro Nacional de Evaluación para la Educación Superior (Ceneval), como miles de jóvenes, que lo hicieron ayer en la entidad.

Aunque la prueba se programó a las nueve de la mañana, desde las siete se comenzaron a formar filas en los distintos plantes de nivel medio superior, donde carreras de última hora por falta de algún documento olvidado o para sacarle copias, reparto de propaganda de preparatorias particulares y venteros ambulantes, fue el común denominador en la jornada matutina de ayer.

Rostros de ansiedad y nerviosismo, pero también de camaradería al encontrarse en la fila a compañeros de escuela se veía entre los aspirantes a ingresar al bachillerato. También no faltaron algunas caras de decepción y hasta lágrimas por no poder presentar la prueba al no traer completa la documentación, principalmente una identificación oficial con fotografía, como le sucedió a Jafed Gabriel Segovia Mora, quien agarrado de la reja de la entrada principal de la Preparatoria Uno de la Uady, suplicaba que lo dejaran presentar.

De poco sirvieron las súplicas y reclamos, a los que se unieron algunos padres de familia que observaban al joven, desesperado, que no tenía una identificación con foto. Otros en cambio, ya sobre el tiempo, pudieron conseguir de último el papel que les faltaba, como un par de jovencitas, que tuvieron que correr al salón para presentar.

De entre todas las escuelas de Mérida, las prepas Uno y Dos de la Uady fueron las que recibieron mayor cantidad de solicitudes, en ambos con más de dos mil, y en cada una se aceptarán a 1,450 estudiantes de nuevo ingreso.

En otros planteles como los del Cobay, Cecytec, Conalep, CTM y Cedart la situación fue diferente y no hubo mayores problemas. De hecho, Marco Castellanos, acudió al Cetis, ubicado en el Fraccionamiento del Parque, en el oriente de la ciudad, a las ocho horas y después de unos minutos de espera ingresó al plantel, donde en la puerta había una lista con los nombres de los aspirantes y el salón donde presentaría.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios